X
política >

NC plantea una tasa de hasta 1,50 euros para las estancias turísticas

   

El portavoz de NC, Román Rodríguez, en un pleno. / FRAN PALLERO

El portavoz de NC, Román Rodríguez, en un pleno. / FRAN PALLERO

D. N. M. | Santa Cruz de Tenerife

Nueva Canarias no da vacaciones a su propuesta de tasa turística. Con el calendario haciendo piruetas en el balcón del Parlamento, Román Rodríguez registró el lunes la proposición de ley que crearía ese tributo propio de la Comunidad Autónoma. Como a la octava legislatura le quedan no más de dos meses, NC aprieta las turcas para que la tramitación de esta iniciativa se vincule a la reforma de la normativa de rehabilitación y modernización. “Son textos complementarios”, argumenta Rodríguez, “porque no habrá renovación sin inversión pública”. En consecuencia, reclama el mismo procedimiento de “urgencia y abreviado”. La intención de NC es que se aplique un impuesto sobre las estancias en establecimientos alojativos. Su recaudación sería finalista: “Quedará afecta al fomento de la renovación de las infraestructuras turísticas públicas, a la mejora de la competitividad del destino, al impulso del turismo sostenible, responsable y de calidad, así como a la promoción exterior”.

Ese impuesto directo gravaría las estancias (día o fracción) de las personas físicas. Estarían sujetos los hoteles, los apartamentos, las villas, los establecimientos rurales y “cualquier otro calificado dentro de las modalidades y categorías regulados”. En este último apartado entraría el turismo residencial, que está en vías de adaptación al marco legal. La tasa en cuestión excluye a los menores de 14 años, a los recintos subvecionados por programas sociales de una Administración pública de un Estado de la Unión Europea y los campamentos o albergues de juventud.

La tabla tarifaria sugerida es la siguiente: hotel, urbano de cinco estrellas y gran lujo, 1,50 euros; cuatro estrellas, 1 euro; apartamentos de cinco estrellas, 1,50; apartamentos de cuatro estrellas, 1 euro; para el resto, cincuenta céntimos.

La recaudación correspondería a la Agencia Tributaria Canaria, sin perjuicio de la colaboración con otros organismos. El contenido de la hucha se repartiría en dos partes: el Gobierno regional y los cabildos junto a los ayuntamientos turísticos. Nueva Canarias no descubre el Mediterráneo. La tasa turística ya existe en varios países, como Alemania, Grecia y Estados Unidos. En España, Cataluña la cobra desde 2012. En Baleares estuvo activa una ecotasa entre 2002 y 2003 a razón de un euro al día por cada visitante. Los 84 millones de euros se invirtieron en el entorno. No es igual tender la mano que extenderla.