X
maldito parné >

Exprimir a la vaca – Por María Fresno

   

No es la primera vez que el presidente de CEOE-Tenerife arremete contra el exceso de burocracia que hay en las Islas. Hemos escuchado repetir hasta la saciedad al presidente de la patronal, José Carlos Francisco, que la maraña legislativa que hay en el Archipiélago no hace sino ahuyentar a los grandes inversores e impide el desarrollo económico de las Islas. La diferencia, en esta ocasión, es que lo hizo ante un presidente del Gobierno, que aunque no se presenta a las elecciones, sí tiene que dar cuenta ante los cientos de empresarios que acudieron a la entrega de premios de la confederación. Llegan las elecciones y, además de las inauguraciones y cortadas de cintas, vamos a asistir a muchos actos de este tipo. Aún así, se respiró buen ambiente. Paulino Rivero recordó la importancia del sector privado para relanzar la economía de las Islas y Francisco se mostró preocupado por la percepción que hay en la sociedad de los empresarios y la irrupción de nuevas formaciones políticas. En este sentido, y no es algo descabellado, recomendó a las formaciones políticas que, por el bien común, pacten para dar estabilidad a Canarias y a España.

No le falta razón a Francisco cuando habla de que la cantidad de leyes que recaen sobre el territorio se convierten en una barrera infranqueable a la hora de invertir. Y tampoco le falta razón cuando asegura que la tasa turística que tanto piden los sindicatos lo único que haría sería retraer un sector que, a día de hoy, es el único que está tirando de la economía. La coyuntura económica es buena. Canarias crecerá por encima de 2% y se crearán más de 20.000 empleos a tiempo completo. Pero no hay que jugar con fuego, le vino a decir el presidente de la patronal a Paulino Rivero. La recaudación turística ya viene por el IGIC e imponer un nuevo impuesto, solo traería consecuencias negativas. “Ya no se puede sacar más leche de la vaca”, dijo Francisco quien, además, abogó, muy acertadamente, por el sector industrial, que en lugar de crecer se reduce en las Islas cuando, por ejemplo, en el campo de las energías renovables, Canarias puede ser pionera. Poco puede hacer ya Paulino Rivero en lo que queda de legislatura. Precisamente, el hecho de que estemos en año electoral hace que sea tan complicado el establecimiento de medidas, ya que los partidos políticos están inmersos en sus guerras internas y en ver si no se quedan fuera de la lista electoral. Pero aún así había buen ambiente entre el empresariado isleño, aunque no hubo nadie de la Cámara de Comercio. ¿Se habrán enfriado las relaciones?