TENERIFE >

Los talleres de verano del Suroeste darán almuerzo gratis a 120 niños

NATALIA TORRES | Santa Cruz de Tenerife

Hasta 120 menores en riesgo de exclusión social podrán acceder de forma gratuita al comedor que el Distrito Suroeste incorpora a los talleres de verano que se celebrarán este mes de julio y al que está previsto que asistan aproximadamente unos 400 niños de entre 3 y 13 años. Este servicio se ofrecerá a los menores que se hayan inscrito en el taller previa derivación de las Unidades de Trabajo Social (UTS) de la zona o del Negociado de Infancia y Familia del Distrito Suroeste. En cuanto al resto de niños, también podrán acceder al comedor aunque en este caso sin bonificar. El coste del comedor será abonado directamente a la empresa adjudicataria antes del comienzo de los talleres. Además, todos los niños tendrán un refrigerio a media mañana.
Estos datos fueron ofrecidos ayer por el concejal responsable del distrito, Hilario Rodríguez, quien explicó que este año se ha optado por adelantar la licitación del contrato para evitar lo que ya pasó en 2011. “Ese año la nueva Corporación surgida tras las elecciones no tuvo tiempo material para licitar el contrato y ha sido el único año, desde 2006, en el que no se han podido celebrar los talleres de verano”.

Rodríguez detalló que además de ofertar este servicio de comedor gratuito para los menores en exclusión, la empresa que aspire a ejecutar el contrato, cuyos pliegos fueron aprobados por la Junta de Gobierno Local celebrada este lunes, debe contar con un programa de trabajo inclusivo, con el fin de ofrecer a los menores con discapacidad física o psíquica, según las características individuales de cada uno de ellos, todas las actividades que se brindan al resto de los participantes.

El edil recordó que la celebración de estos talleres tiene como objetivo “dar respuesta a la necesidad de muchos padres y madres residentes en el Distrito Suroeste, entre los que se encuentran familias con graves carencias socioeconómicas, de ofrecer a sus hijos e hijas una actividad de ocio vigilada una vez finalizado el periodo escolar”.

Las actividades, como viene siendo habitual, se impartirán en dos centros educativos públicos, siendo al menos uno de ellos accesible. Los niños con servicios de comedor estarán en los talleres de 8.30 a 15.00 horas, de lunes a viernes, y de 8.30 a 14.00 horas sin almuerzo. También se ofrece un servicio de permanencia de 7.30 a 8.30 horas.

Preinscripción

El edil recuerda que la selección se realizará por riguroso orden de presentación de las solicitudes por registro de entrada municipal teniendo preferencia los menores residentes en el Distrito Suroeste. Además, “el contrato exige a la empresa que finalmente gane el concurso que cuente con personal especializado en cualquier tipo de discapacidad”, señaló Rodríguez, “sin él no podrán acceder a la licitación”, añadió.
En el caso de que se inscriba en el taller algún menor con una discapacidad física o psíquica que conlleve un cuidado especializado, la empresa adjudicataria deberá contar con una persona que tenga la titulación necesaria para atender la discapacidad de la que se trate. En el supuesto caso de que se inscriban en el taller un número superior de menores con necesidades de cuidados especializados que los que pueda asumir el cuidador aportado por la empresa adjudicataria, será la Concejalía del Distrito, según el tipo de discapacidad, la responsable de la contratación del personal necesario.