superconfidencial >

La economía – Por Andrés Chaves

1. No hay nada más peligroso que un banco. Y que una cuenta corriente. Porque es a lo primero que van los buitres de la Agencia Tributaria, del Consorcio de Tributos, de los juzgados y de la madre que los parió. Una cuenta corriente en España es un peligro, así que yo animo a todo el mundo a que cancele su cuenta corriente y a que trabaje con el calcetín, que es mucho más seguro que la banca suiza. Que por otra parte creo que tampoco ya es lo que era, según me cuenta algún amigo que ha tomado medidas. Cuando en España se guardaba el dinero en el calcetín era todo mucho más fácil. Pagábamos lo que se llamaban impuestos indirectos, es decir que los pagábamos sin darnos cuenta. Cuando Franco, las declaraciones de la renta se tomaban a cachondeo, tú ponías una cantidad y siempre colaba. Luego vino Solchaga a joderla y a copiarse de los fiscos europeos con la Agencia Tributaria y con todo aquello. Y así sucesivamente. Yo creo que todo se empezó a joder cuando entraron en danza los economistas, que son unos seres absolutamente perversos e insolidarios.

2. Una vez dije que el insigne don Arístides Ferrer, que era un profesor mercantil sabio, había asegurado en público que la contabilidad era una cosa de cretinos. Y se me echaron encima dos o tres diciéndome que eso era imposible que lo sostuviera el bueno de don Arístides, que como era ateo no te decía adiós, sino “salve”. E incluso le fueron con el cuento a Pepe Rodríguez para que me echara de El Día por haber manchado su memoria. A mí me lo contó mi amigo Pepe Capón, ahora muy disminuido, que no mentía y que era persona inteligente y cabal.

3. Cuando hablo de cosas viejas siempre se disparan las audiencias; yo sé que la nostalgia vende. Eran los tiempos en que determinados santacruceros se paseaban por Santa Cruz con una letra de cambio en blanco en el bolsillo de la chaqueta. Cuando se cruzaban con un afín se intercambiaban el papel y al banco con él. También se fue a tomar por culo la economía de las letras de favor, con los problemas que resolvió.
achaves@radioranilla.com