SANTA CRUZ >

Bermúdez ve insuficiente la oferta de IU para evitar una censura del PP

Bermúdez, ayer, jugando a los dados en la plaza del Príncipe. / S. C.
Bermúdez, ayer, jugando a los dados en la plaza del Príncipe. / S. C.

NATALIA TORRES | Santa Cruz de Tenerife

Estabilidad y aritmética. Dos vocablos que el alcalde en funciones de Santa Cruz, el nacionalista José Manuel Bermúdez, no cesa de repetir desde que se alzara como la lista más votada el pasado 24 de mayo. Estas dos palabras lo mismo le sirven para dejar entrever que un pacto con el PP es posible, como para considerar insuficiente la propuesta que ayer salió de las filas de IU. Su concejal electo, Ramón Trujillo, ofreció garantizar un gobierno en minoría entre PSOE y CC al comprometerse a no apoyar ninguna moción de censura impulsada por el PP, ya que el voto de IUC-LV es indispensable para que salga adelante una medida de este tipo. Eso sí, Trujillo también dejó claro que es todo lo que va a obtener de IUC, porque, como reconoció, “si quiere que firmemos un documento con este compromiso lo haremos, pero no vamos a formar parte de ningún gobierno con CC, y tampoco vamos a votar a Bermúdez en la toma de posesión, así como no nos pueden pedir que avalemos un programa que no es el nuestro y que choca con lo que defendemos”.
El concejal de IU añadió que no va a favorecer la entrada del PP en el gobierno “ni con nuestro voto ni con nuestra abstención, por lo tanto nadie nos va a usar de excusa para decir que nuestra inacción ha facilitado la entrada del PP”. “Nosotros nos hemos mojado -continuó Ramón Trujillo-, así que ahora la pelota está en el tejado de CC”.

Ante esta tesitura, a diferencia de lo que podría parecer, Bermúdez no ha recibido la propuesta como si del maná en el desierto se tratara, ya que insistió en que, y en respuesta a las preguntas de los medios de comunicación, “las declaraciones de Ramón Trujillo no aseguran un gobierno estable en Santa Cruz”, para añadir que “la estabilidad no se traduce sentándonos todos los días para ver si sacamos adelante los expedientes de un pleno o no”.
Porque como reconoció a su vez IUC, “tendrán nuestro apoyo en aquellos temas que compartamos y nuestro rechazo cuando no estemos de acuerdo. Hay otros grupos que seguro le darán su apoyo en el que nosotros le neguemos”. Trujillo defendió que esa obligación de diálogo permanente vendrá a añadir transparencia a la institución municipal.

El alcalde habló ayer con Trujillo por teléfono, para confirmar que sigue sin ver la oferta de IUC. El edil de IUC-LV confirmó que esta propuesta fue pactada con el PSOE el jueves por la tarde. Bermúdez insistió durante sus declaraciones en que “el hecho de que IUC no vaya a apoyar una moción de censura propiciada por el PP, no es algo novedoso, entre otras cosas porque IU es un partido antagónico al PP”.

“Si IUC quiere realmente firmar un acuerdo de gobierno, tiene que plantear un programa y que este sea aceptado por CC y PSOE. No veo otra manera de gobernar en estabilidad”, añadió el actual alcalde, que finalizó señalando que “no renuncio a mi programa de gobierno siendo la lista más votada de Santa Cruz. Esto no es un tema de concesiones: o se cree que tres partidos pueden gobernar juntos o no se cree, y para que se crea es necesario escribir esa hoja de ruta”.

Sin miedo

José Manuel Bermúdez, después de obtener el respaldo de su comité local para pactar con quien estime oportuno en aras de la estabilidad, ayer insistía en que se siente libre, pese a las amenazas del secretario general de CC, José Miguel Barragán, de echar a quien no respete las directrices de no pactar con el PP. “Voy a poner por delante de cualquier otro interés el de la estabilidad de Santa Cruz y no tengo miedo a ningún expediente, represalia o consecuencia que se derive de ese hecho. Tengo la conciencia muy tranquila, la he tenido cuatro años y la tengo ahora para gobernar con estabilidad”, concluyó.