superconfidencial >

Cajasiete – Por Andrés Chaves

1. Celebró Cajasiete su comida anual de la prensa en el Mencey. No fui, por dos motivos. Uno, porque estaba malo como un perro. Dos, por no encontrarme con tanto robaperas, y no me refiero a la entidad, que es modélica, sino a los periodistas, que en general no son tan modélicos. Me incluyo y esto lo digo para que no me repliquen cuatro granujas. Cajasiete se ha convertido en nuestro banco, en el banco de los tinerfeños, huida CajaCanarias hacia tierras ignotas. Qué poco queda de CajaCanarias. Más bien nada. Cajasiete se acaba de establecer, con una espléndida oficina, frente a la sede central de La Caixa. Se habla de una operación de maravillosa carambola en la compra de un local que era de la propia Caixa y que La Caixa no quería que lo ocupara otro banco. Yo en Cajasiete tengo algunos amigos y viví muy de cerca sus orígenes, cuando era consejero de este periódico, en los remotos tiempos de Pedro Modesto Campos, Federico Isidro Sánchez y Elías Bacallado Hernández, entre otros, con Fumerito, Pepe Capón, Emilio Gimeno y un montón de gente más. Ya uno es viejo.

2. Pero es que, además, los resultados de Cajasiete son estupendos. Ha ido creciendo de una forma segura y equilibrada y como uno es cada vez más de la tierra, pues se alegra, qué quieren que les diga. Además, a mí me gusta mucho ir a retirar la pensión, o así, y que me llamen por mi nombre y me sienten en el despacho del director y las eficaces empleadas sepan quién soy, y Cristina, la cajera de la oficina de Santa Úrsula, que es del Barça, me dedique una sonrisa. Cosas de viejo.

3. Me alegro mucho de los buenos resultados de Cajasiete, de la excelente plantilla que tiene y de que camine hacia el futuro sola -no como otras- y con ganas de servir a la tierra. El nombre -Cajasiete- ha sido un éxito y en mis viajes por necesidad por esa Andalucía, por ejemplo, siempre he encontrado un cajero y una oficina cercanos. O sea, que el servicio que presta trasciende las fronteras canarias. Está en todo el territorio nacional gracias a la red de cajas rurales. Estupendo.
achaves@radioranilla.com