POLÍTICA >

Hay políticos que son como niños, no crecen

En primer plano, Francisco Hernández Spínola, Julio Cruz y José Miguel Barragán.  / FRAN PALLERO
En primer plano, Francisco Hernández Spínola, Julio Cruz y José Miguel Barragán. / FRAN PALLERO

DOMINGO NEGRÍN MORENO | Santa Cruz de Tenerife

La semana deja una noticia inquietante y desalentadora para la regeneración: la política es la profesión menos deseada por los niños. Una encuesta de la Fundación Adecco pone de relieve que solo interesa al 4% de los menores preguntados. El reconocimiento y el prestigio social lo buscan en las figuras del deporte. Ya se darán cuenta de que, salvo honrosas excepciones, sale más provechoso a la vez que cómodo no dar pie con bola.

El descuido de la cantera es alarmante en Canarias, donde la endogamia reproduce un estilo de vida sostenible. Consiste en atender las necesidades individuales con soluciones colectivas.

Basta con echar la mirada a 2011 para observar que los años no pasan por la cara de dirigentes que se eternizan en los cargos públicos. Se resisten a crecer. Están tan entretenidos con el intercambio de cromos que no se inmutan aunque los votantes los persigan correa en mano.
Ahí están Francisco Hernández Spínola, Julio Cruz, José Miguel Barragán y Ruano negociando el reparto de los bonos canjeables: en acciones viejas de renta fija o variable. El consejo de administración de la sociedad de responsabilidad solidaria creada por el PSOE y CC ha celebrado tres reuniones desde las elecciones del 24 de mayo. La cuarta será el jueves 11, dos días antes de la constitución de la mayoría de los ayuntamientos.

Esos encuentros exploratorios han estado dedicados a revertir los desencuentros en los niveles inferiores; porque, si el horno no calienta por abajo, el bizcocho sale apelmazado. “Los pactos en cascada son como un mueble de Ikea, que siempre falta una pieza”, bromea Gustavo Matos en su perfil de Facebook. En este caso, el factor determinante no es que sobren tornillos, sino los efectos de las vueltas de tuerca. Si alguna pata es más corta que las otras, se sustituye la mesa por una extensible en aras de asegurar el equilibrio.

Entretanto, se van filtrando detalles del futuro Gobierno regional. Aparte de que no todo el mundo ve con buenos ojos que el presidente, Fernando Clavijo (CC), y la vicepresidenta, Patricia Hernández (PSOE), procedan de la misma isla, ha trascendido que los socialistas reclaman las consejerías de Sanidad y Educación. Spínola quiere repetir en Presidencia, Justicia y Seguridad, pero se desconoce si se respetará esa estructura. También habrá que estudiar la reunificación de Política Territorial y Medio Ambiente. De Economía y Hacienda no se mueve CC ni con agua hirviendo. Otro puesto codiciado es la presidencia del Parlamento. Julio Cruz tendrá que currárselo mucho, pues el primer lugar en la línea de sucesión de Antonio Castro la ocupa una mujer de la provincia de Las Palmas. Si abdica le haría un favor.

DICHO

Paulino Rivero: “Si es por tamaño, por grande, por estatura, José Manuel Soria podría ser superministro”. El presidente del Gobierno de Canarias sigue en sus funciones de hacer amigos.

HECHO
El paro cae en Canarias y, en un año, 22.471 personas abandonan por su pie las oficinas de empleo, donde forman cola 251.941 trabajadores con el servicio de llamadas perdidas activado.