GÜÍMAR >

Luisa Castro no tendrá problemas para gobernar con mayoría simple

Castro no aceptó la propuesta de compartir Alcaldía con Mederos. / N.C.
Castro no aceptó la propuesta de compartir Alcaldía con Mederos. / N.C.

NORBERTO CHIJEB | Güímar

Carmen Luisa Castro Dorta, la triunfadora de las elecciones municipales del 24 de mayo en Güímar, no tendrá problemas para ser investida de nueva alcaldesa el 13 de junio, al no poder formarse otra alternativa que obtenga la mayoría absoluta.

Los grandes derrotados en estas elecciones, los socialistas (cinco ediles) y los nacionalistas (dos), han tratado de desbancar a la líder popular, pero la pata que les faltaba, los dos concejales de Sí se puede, se les ha resistido, al mantener la consigna del partido asambleario de no pactar gobiernos allá donde no tienen la mayoría. Eso convertirá a Carmen Luisa Castro en alcaldesa el día 13 con mayoría simple (ocho concejales).

No obstante, Castro ya le ha trasladado a Ruymán Expósito, cabeza de lista de Sí se puede en el municipio, una oferta para entrar en el grupo de gobierno, asumiendo dos tenencias de alcaldía y dos concejalías, además de un acuerdo firme para rebajar el sueldo de los concejales, excepto el de la alcaldesa, que seguiría siendo el mismo que cobra en la actualidad.

Los populares de Güímar, que se quedaron a 27 votos de la mayoría absoluta, en todo caso, le han solicitado a Sí se puede apoyos puntuales en caso de no entrar en el gobierno, sobre todo en asuntos como el presupuesto municipal.

El comité insular de Sí se puede se reúne mañana, precisamente en Güímar, para analizar los resultados de las elecciones y estudiar la política a desarrollar en los distintos ayuntamientos, en donde en muchos de ellos, como en Güímar, El Rosario o Candelaria, pueden tener la llave para cerrar gobiernos.

Por lo pronto, lo que queda descartado es que Sí se puede entre en el gobierno güimarero, con el PP o con un pacto junto a PSOE y CC, al igual que se descartó por parte de Luisa Castro la posibilidad de compartir la Alcaldía, dos años cada uno, con el nacionalista Javier Mederos, con quien hizo un pacto para firmar la moción de censura que desbancó a Rafael Yanes de la Alcaldía, una operación que a la postre le salió muy bien a la popular, dobló sus votos y sus concejales, mientras que a los nacionalistas les costó la mitad de su poder y a su anterior socio, Sixto Alfonso (Alternativa por Güímar), desaparecer de la vida política tras no obtener siquiera su acta, después de firmar incluso una alianza con Nueva Canarias.

Solo IR-Verdes

-Escolástico Gil. El 24M dejó en El Rosario un panorama que pocos habían previsto, con dos partidos igualados (IR-Verdes y PSOE) a cinco concejales y cuatro fuerzas más que suman siete ediles. Escolástico Gil ganó por 70 votos y está en la obligación de formar gobierno, pero al no querer hacerlo con el PSOE, ni tampoco con Vecinos por El Rosario, de las exsocialistas Ana Lupe Mora y Ana Márquez, lo tiene muy difícil para pactar y gobernar con solo cinco ediles en un riesgo muy alto de inestabilidad.

-Sí se puede. Hoy se reúnen en Tabaiba Alta para llevar al comité insular de mañana una propuesta consensuada sobre cómo actuar en el 13 de junio. A Fidel Vázquez no le importaría entrar en el gobierno de IR-Verdes y el PP (dos ediles), pero para Sí se puede (Podemos) hacer migas con populares es traspasar una línea roja.

-José Antonio Estévez. Y mientras tanto, el sustituto de Macario Benítez, que logró solo cinco concejales, sigue esperando que le llame Escolástico Gil, aunque ya sabe que el líder de IR-Verdes no quiere saber nada del PSOE ni de Ana Lupe Mora.