TENERIFE

El orgullo de amar, mostrar, sentir…

La marcha se inició en Weyler y finalizó en la avenida de Anaga. / FRAN PALLERO La marcha se inició en Weyler y finalizó en la avenida de Anaga. / FRAN PALLERO La manifestación iba encabezada por una pancarta con el lema “Leyes por la Igualad Real, ¡ya!”. / FRAN PALLERO La marcha se inició en Weyler y finalizó en la avenida de Anaga. / FRAN PALLERO La marcha se inició en Weyler y finalizó en la avenida de Anaga. / FRAN PALLERO
<
>
La manifestación iba encabezada por una pancarta con el lema “Leyes por la Igualad Real, ¡ya!”. / FRAN PALLERO

Los hombres y mujeres que ayer se sumaron a la manifestación LGTBI en Santa Cruz de Tenerife lo hicieron para revindicar el orgullo de ser bisexuales, transexuales, travestis, transgéneros, intersexuales, lesbianas, gais y heterosexuales, “el orgullo de las identidades y las diversas formas de amar, de mostrarse, de sentirse…”, porque la manifestación del Orgullo Canario que recorrió las calles de Santa Cruz clamó por la igualdad real, por la defensa del derecho en primera persona de cada una de las personas a ser lo que quiera ser pero también para celebrar que, “después de años de oscuridad, persecución y retrocesos, hoy, se respira mejor”.

Unas 300 personas iniciaron la marcha en la plaza Weyler que iba encabezada por las banderas de cada uno de los representantes del colectivo LGTBI, una marcha que avanzó coreando distintos lemas revindicativos.

La manifestación terminó en la avenida Anaga, donde se leyó un manifiesto en el que se recordó, entre otros hitos, los 10 años de la aprobación del matrimonio igualitario en España, los ocho años de la Ley de Identidad de Género o la reciente aprobación de la Ley Integral para las personas transexuales en el Parlamento de Canarias. También se revindicó el seguir avanzando en la consecución de derechos como que se cree una ley de igualdad LGTBI o que se finalice con la discriminación del acceso a las técnicas de reproducción asistida.

El colectivo Algarabía se encargó de la organización de la que ha sido la semana del Orgullo en la capital, que concluyó ayer con una fiesta en la avenida Anaga. Por primera vez, la organización de estos actos ha contado con el apoyo expreso del Ayuntamiento de Santa Cruz.