El proyecto insular Alix generó unos 3,6 millones de beneficios en 2014

El pasado mes Canalink se conectó al cable ACE, que une Francia con la costa africana. / SERGIO MÉNDEZ
El pasado mes Canalink se conectó al cable ACE, que une Francia con la costa africana. / SERGIO MÉNDEZ

JESSICA MORENO | Santa Cruz de Tenerife

Uno de los proyectos tecnológicos liderados y apoyados -sobre todo desde el punto de vista económico- por el Cabildo de Tenerife es el denominado Alix. Aunque aún la iniciativa no está a pleno rendimiento, desde que se pusieran en marcha las infraestructuras de telecomunicaciones que la componen, en 2011, los ingresos de esta entidad han ido en aumento. El consejero de Economía, Competitividad e Innovación de la Institución Insular, Antonio García Marichal, explicó que el pasado año los beneficios de las tres ramas que componen Alix suman en total unos 3,6 millones de euros.

El proyecto está compuesto por tres infraestructuras: el NAP, el cable submarino (operado por Canalink) y el anillo de fibra terrestre (IT3). De estas, la más rentable hasta la fecha es el cable submarino, que en estos momentos conecta a la Isla con la Península, La Palma, Gran Canaria y, recientemente, con África. El responsable insular del área indicó a DIARIO DE AVISOS que el pasado año los beneficios fueron de alrededor de tres millones de euros. Así, por ejemplo, en 2013, esta cifra ascendió hasta los 2,9 millones de euros. Destaca que el dato de los ingresos, procedentes de los dos principales clientes (Vodafone y Orange) fue de 14 millones de euros, pero buena parte de esta cifra (6,5 millones)se destinan a gastos, tales como el coste que supone contar con una red alternativa por si el cable de Canalink falla, esto es, los caminos redundantes. El año anterior, en 2012, los beneficios ascendieron a 2,3 millones de euros. “A medida que han ido pasando los años los beneficios aumentan porque los clientes utilizan más capacidad en el cable”, precisó el consejero, quien, además, se mostró convencido que en los próximos ejercicios esta cuantía irá en ascenso, tras la reciente conexión al cable ACE, que une la Bretaña francesa con 21 países de la costa occidental africana.

La red terrestre de fibra óptica, que estos momentos se despliega entre La Laguna y Adeje y está operada por el ente IT3, generó durante el pasado año unos beneficios de 600.000 euros. Estos fondos se destinan, como explicó el consejero, a la mejora y ampliación de esta infraestructura, que pretende formar un verdadero anillo alrededor de la Isla, y a amortizar la inversión realizada.

El último de los componentes del proyecto Alix es el Data Center (NAP), cuyas cuentas se encuentran en equilibrio, ya que los ingresos que se reciben por sus clientes se destinan, sobre todo, a financiar la deuda adquirida para su construcción y a los gastos habituales. García Marichal explicó que en estos momentos el Data Center alberga a cinco clientes (Telefónica, Orange, Vodafone, BT y Yoigo) y una parte de los servicios del Cabildo. De hecho, el objetivo es que todos los centros que dependen de la Institución insular pasen a estar conectados en esta infraestructura, lo que en el futuro permitirá un importante ahorro económico de comunicaciones, tales como la telefonía. El responsable insular añadió que se estima que esta infraestructura despegue económicamente en los próximos años, una vez esté operativo todo el anillo terrestre de fibra.

Inversión y mejora de la red

El consejero insular de Economía, Competitividad e Innovación, Antonio García Marichal, indicó que este proyecto es “autosuficiente, ya que los ingresos que genera están siendo utilizados, no solo para financiar su puesta en marcha, sino para ampliar en los próximos años la red”. Además, recalcó que las tres patas que componen al proyecto Alix se complementan, de tal manera que se estima que una vez estén implantadas a pleno rendimiento pueda provocar un aumento de los ingresos.