otras coordenadas

25 años de Viñátigo

Las bodegas son seres vivos que tienen sus propios ciclos naturales, en los que evolucionan adquiriendo madurez. El lunes 20 en La Guancha asistimos al 25 aniversario de Bodegas Viñátigo, bodega ya antigua en la joven vitivinicultura canaria, que en este corto espacio de tiempo ha dado un salto de gigante, entre la tradición y lo nuevo. Dos ingredientes esenciales: la tradición de la comarca de Icod de los Vinos, ya lo anuncia su topónimo, y lo nuevo, expresado en los contenidos del proyecto. Una empresa vitivinícola es hoy una empresa puntera cuyo núcleo reside en el conocimiento aplicado a lo largo de su cadena de valor. La del vino, la mayor del mundo agrario, que desde la viña y el paisaje pasa por la bodega, el comercio, la restauración y el turismo y la cultura enológica. Fue la celebración expresión de ello, con la asistencia de unas 300 personas: viticultores y bodegueros, proveedores, clientes, distribuidores, prescriptores, vecinos y amigos. No fue ajena a la formación de licenciado en Químicas de su fundador; la presencia de Juan Cacho, catedrático de Zaragoza, máxima autoridad mundial en el estudio de los aromas, de José Ramón Lissarrague, catedrático de Viticultura de la Universidad Politécnica de Madrid, referente mundial en Viticultura; de Fernando Zamora, catedrático de Enología de la Rovira i Virgili, de Tarragona, autoridad mundial en la identificación varietal de la viña. Por La Laguna, el núcleo de catedráticos de Químicas, que han convertido esta carrera en el primer referente de la ULL: Sebastián Delgado, Antonio Galindo, Francisco Montelongo y Juan Pedro Pérez Trujillo, profesores y colaboradores hoy de Juan Jesús Méndez, líder de Viñátigo. También Paco del Castillo, director de la Escuela de Sumilleres de Marbella; importadores de Canarias, Nueva Zelanda, California, Nueva York, Alemania, Bélgica, Suecia, Hong-Kong y Canadá. Agradecidos también por la presencia del nuevo alcalde de La Guancha y concejal, que ofrecieron todo el apoyo del municipio al proyecto Viñátigo. Celebramos con Viñátigo su apuesta por una viticultura actualizada, de parcela, recuperando los varietales tradicionales seleccionados, las técnicas de cultivo naturales. Ha desarrollado una amplia experiencia vitícola dirigida a la selección varietal, mejora genética, de técnicas de cultivo y rendimientos. Conocimiento aplicado a los procesos de vinificación en bodega, pionero en las técnicas de microoxigenación. Muchas de sus experiencias han sido referentes para el conjunto de las bodegas Canarias. Comercialmente ha venido vendiendo la diferencia de ofrecer los varietales prefiloxéricos y singulares de las Islas, en el mercado mundial del vino que los pide, al estar dominados por no más de 40 varietales, en el 99% del mercado global. Viñátigo nos permite además reflexionar sobre la eficiencia de su estructura productiva de Bodega, el chateau canario. Demostrada en este caso en una bodega que produce y vende en torno a 200.000 botellas al año, 280.000 kilos de uva que recoge en las más de 120 hectáreas de viña propia y asociada. A la fecha exporta en torno al 60% de su producción en 11 países diferentes. En la tesis que hemos venido defendiendo desde Avibo, la estabilidad de las bodegas se consigue con una cuota de exportación por encima del 50%. Viñátigo ya ha consolidado comercialmente su negocio en el año 25. Viñátigo es también protagonista en el proceso asociativo del sector. Fundador en 2007 de Avibo, Asociación de Viticultores y Bodegueros de Canarias, que agrupa al 80% de sector en las seis islas Canarias productoras, incorpora el consorcio de exportación, la Fundación de la Viña y del Vino y después del 2011 la DOP Islas Canarias. Viñátigo es a su vez la bodega líder en la DO Icod, manteniendo desde su origen puestos de responsabilidad en la gestión de la misma. Acabamos la celebración volviendo a la tradición, renovada en los hijos de Juan Jesús Méndez, Celia Méndez, traductora e intérprete; y Jorge Méndez, ingeniero agrícola. El chateau canario se estabiliza con la referida exportación, pero la continuidad la asegura la familia. Otra realidad de Bodegas Viñátigo, que felicitamos en su 25 aniversario.

*Presidente de AVIBO, de la DOP Islas Canarias y de la Bodega Frontos