candelaria

Descartan una auditoría externa porque hay una triple fiscalización

La complicidad entre el secretario y la alcaldesa nada tiene que ver con el pasado más reciente. | NORCHI
La complicidad entre el secretario y la alcaldesa nada tiene que ver con el pasado más reciente. | NORCHI

El Pleno de Candelaria rechazó la realización de una auditoría externa y pública de las cuentas y contrataciones municipales, tal y como lo solicitaron en sendas mociones el Partido Popular y Sí se puede. El grupo de gobierno se escudó en que las cuentas ya reciben una triple fiscalización.

El grupo gobernante aclaró que las cuentas ya están auditadas por parte de la propia Intervención municipal, la Audiencia de Cuentas y el Ministerio de Hacienda, y que sería un gasto innecesario y no justificable una auditoría externa. Además, en esta línea, el concejal de Hacienda, Airam Pérez, advirtió de que la realización de una auditoría externa supondría una injerencia en las funciones del interventor municipal, quien tal y como estipula la Ley de Administraciones Locales, es el funcionario público habilitado para ello.

La oposición puso en duda que el nuevo Gobierno desee “la transparencia” de la que presume, llegando incluso a cambiar lo de auditoría externa por una realizada por los técnicos de la casa, con presencia de todos los grupos políticos, sin que tampoco tuviera respuesta positiva del grupo de gobierno.

Juan Miguel Olivera, portavoz del PP, y Agustín Espinosa, de Sí se puede, hurgaron en el programa electoral de Coalición Canaria manifestando que “no entendemos como votan en contra, cuando anunciaron en campaña que pedirían una auditoría externa”, respondiendo Carlos Sabina, portavoz de CC, que “seguimos apostando por la auditoría, pero para ello lo mejor es la triple fiscalización y con eso es suficiente”, afirmó.

José Fernando Gómez, de Vecinos por Candelaria, enumeró una vez más los muchos asuntos turbios de contrataciones que aún están sujetos a la Justicia.

PREMIO ACCESIBILIDAD
Con los votos a favor de todos los grupos, excepto Sí se puede que se abstuvo, el Pleno dio el consentimiento para presentar la candidatura de Candelaria al premio nacional Reina Letizia de ciudades universales de accesibilidad, aunque la propia Olivia Pérez, concejala del área, reconoció que quedan muchas cosas por hacer, como por ejemplo hacer más accesible el propio Ayuntamiento, como demostró ayer Óliver Déniz con su silla de ruedas: “Es triste que nos presentemos a un premio de accesibilidad y tengas problemas para entrar en el salón de plenos”.

Actuar en la plaza
Moción institucional. Como estaba previsto, la moción presentada por el PP para la remodelación de la plaza de la Patrona se aprobó por unanimidad y quedó como una moción institucional que será trasladada al Cabildo para que comience a ejecutar el proyecto, aunque sea por fases, y se disponga de ficha financiera dentro del llamado Pacto por Tenerife 2016-2020.

La web municipal. Sí se puede presentó una moción para solicitar más transparencia en la web municipal y la divulgación a través de la misma de los plenos, añadiendo información de todos los grupos municipales y asociaciones, algo que rechazó el grupo de gobierno, que admitió que la web actual no tiene capacidad y además es institucional y no un altavoz propagandístico de opciones políticas.

Más aparcamientos. A una pregunta del PP, el concejal de Obras, Jorge Baute, confirmó que sobre la plaza de la Patrona y el paseo de San Blas se crearán de lunes a viernes 52 y 26 aparcamientos, señalados con pintura amarilla, atendiendo a una petición de los empresarios de la zona. La medida es provisional, a la espera de ver los primeros resultados.

Huertas de Don Pablo. El Pleno también trató el ajuste de zonas verdes de las Huertas de Don Pablo, sujetas a la revisión del PGO tras la ampliación de la TF-1, aprobándose la misma a espera de la decisión de la Cotmac.