economía

La energía cooperativa llega a Canarias

La cooperativa garantizará electricidad con energía eólica. | DA
La cooperativa garantizará electricidad con energía eólica. | DA

La cooperativa Som Energía, que ya cuenta con 20.000 socios en la Península, intenta en Tenerife implantar, por primera vez en Canarias, una iniciativa que permite a los socios abastecerse de electricidad obtenida con energías renovables. Entre los promotores de esta idea en la Isla figuran Fernando Rodríguez, Laura Piñero y Abel Cedrés, quienes explican que se trata “de una cooperativa como cualquier otra pero centra su actividad en la generación y comercialización de energía”.

“En nuestro caso es energía 100% limpia y renovable; además, sin animo de lucro por lo que los beneficios irán destinados a nuevos proyectos de generación limpia o formación”.

Cedrés, ingeniero, señala que esta sería la primera cooperativa de energía verde que propone sus servicios en Canarias, y busca socios para hacerla realidad. Los costes de la energía para quienes se decidan a participar son similares a las tradicionales pero con “ventajas diferenciadoras”.

El consumidor, apuntan los miembros de Som Energía en Tenerife, es a la vez “propietario” de la empresa comercializadora, por lo que podrá participar en la asamblea anual bajo la participación cooperativa -cada socio, un voto- sobre el destino del recurso obtenido en el ejercicio, además de hacerlo en otras tantas decisiones, reuniones y eventos que se van realizando todo el años.

Enfatiza Cedrés que desde el punto de vista medioambiental “las razones son más que evidentes: la energía comercializada se obtiene con certificados de origen que garantizan al consumidor que provienen de fuentes limpias y renovables, contribuyendo así a evitar la quema de combustibles fósiles y no” agravando el cambio climático.

El movimiento iniciado por Som Energía en 2011 en Cataluña ha tenido una aceptación muy alta. La cifra de cooperativistas aumenta cada año a un ritmo elevado: hoy son más de 20.000 y gestiona más de 25.000 contratos de abonados. Su ejemplo ha servido para la formación de otras tantas cooperativas de energía verde locales en diferentes puntos de España como el País Vasco, Madrid, Castilla y León, Andalucía.

La actividad la iniciarán en Tenerife comercializando energía pero sus objetivos son cubrir la demanda de los socios con plantas de generación propias, utilizando renovables. “Al tener el concepto de actividad sin ánimo de lucro colaboramos también con otras iniciativas de cooperativas aunque no se integren en la nuestra porque lo afrontamos como movimientos abiertos y participativos de las ciudadanas”, explica Piñero, también ingeniera.

La meta que se fijan es “hacer un cambio efectivo hacia la generación de electricidad con energías limpias y renovables de forma totalmente reglada, segura y efectiva dentro del sistema eléctrico, actuando bajo las mismas reglas que todos los operadores pero con la clara intención de asentarnos en el espacio de la generación limpia”.

La participación bajo la forma de cooperativas, subraya Piñero, también ayuda a los ciudadanos que participan a la toma de conciencia sobre el consumo de la electricidad, su origen y por tanto influye positivamente en el ahorro y la eficiencia energética.

Recuerdan los impulsores de este cooperativismo energético que la comercialización de electricidad está liberalizada del sector eléctrico, y, por tanto “está abierta a cuantas empresas quieran estar, siempre que cumplan los requisitos formales exigidos”. Subrayan que “a pesar del margen tan pequeño de generación eléctrica con fuentes renovables en Canarias, un escaso 7%, son menos aun las comercializadoras que ofrecen energía 100% verde”. Además el consumo de energía renovable aporta valor añadido como el caso de alojamientos turísticos porque los touroperadores y clientes valoran mucho estas acciones.

Recientemente Piñero, Cedrés y Rodríguez expusieron su idea en el evento Tenerife Isla Colaborativa celebrado en el espacio multicultural Aguere y también han hecho lo propio en varias charlas divulgativas ofrecidas en otras islas con la intención de poder formar grupos locales en todo el Archipiélago. Los interesados en ser socios, pueden contactar con Som Energía a través de tenerife@somenergia.coop o de la web www.somenergia.coop.

En cuanto a una posible desconexión de la red general, la cooperativa ha iniciado contactos con proveedores para evaluar estos sistemas, aunque cree que por cuestiones de eficiencia lo ideal sería tener un marco legal de autoconsumo que nos iguale con el resto de naciones de nuestro entorno en la UE o EE.UU.

“Generar tu propia energía en casa debe ser considerada como una acción de eficiencia energética porque estas ahorrando al sistema las pérdidas de transporte y distribución de la energía desde la central hasta tu casa. Están cuantificado que hasta un 9% de la energía generada en la central se pierde por el camino”, argumenta Cedrés.

“El cambio a un modelo sostenible es ya imparable”
El ingeniero Abel Cedrés está convencido de que “los ciudadanos tenemos capacidad de ser actores de cambio” en materia energética, pues “aunque pueda parecer lo contrario, las decisiones que cada uno de nosotros toma influye en nuestro entorno”. “Siempre pongo el ejemplo de la agricultura ecológica: si los puestos del mercado de agricultura ecológica se agotaran cada semana estoy seguro de que no haría falta convencer a los agricultores para que cambien a esta actividad más sostenible; con la energía es lo mismo: si cada ciudadano exigiera que su energía fuera de origen 100% renovable veríamos cómo los generadores, y por ende las políticas y la Administración Pública, tratarían de satisfacer a sus consumidores”, expone este tinerfeño experto en las fuentes de energías alternativas. Por todo ello, concluye Cedrés, Som Energía “se dirige directamente a los consumidores para ofrecerles la posibilidad de hacerse cooperativistas y consumir a través de nosotros energía 100% limpia y renovable”. Un cambio de modelo en el que, a su juicio, las administraciones públicas también deberían ser partícipes de esta cooperativa e incorporarse, “impulsando así la participación pública juntos los ciudadanos”. “De esta manera todos seríamos participes de manera activa de un cambio hacia un desarrollo sostenible, que ya es imparable”, apostilla este impulsor de Som Energía en Tenerife.