EDUCACIÓN

Las listas de contratación educativas se resolverán en los tribunales

Las oposiciones al Cuerpo de Maestros de la comunidad continúan generando controversia. / DA
Las oposiciones al Cuerpo de Maestros de la comunidad continúan generando controversia. / DA

Una rectificación, a medias. Esa es la sensación que les queda a los sindicatos y opositores al Cuerpo de Maestros de Canarias, después de que la Consejería de Educación haya decidido revisar de nuevo todos los exámenes y corregir incluso los de personas que en un primer momento fueron excluidas del procedimiento selectivo porque a juicio de algún tribunal (no todos aplicaron los mismos criterios) en el desarrollo de los ejercicios escritos de la primera prueba se olvidaron de poner el código asignado o se equivocaron en los dígitos.

Y es que, como ha venido publicando este periódico, solo unas horas después de que se publicaran las calificaciones provisionales el pasado lunes, se presentaron decenas de reclamaciones, muchas de ellas por motivos insignificantes o causas que no impedían el normal desarrollo del examen. Por ello, y para evitar que el proceso se judicialice en exceso, a última hora del miércoles el propio director general de Personal de la Consejería, Carlos Quesada, confirmaba de que se readmitiría a muchos de los excluidos por los motivos antes descritos.

Sin embargo, y a pesar de que los sindicatos ya han avisado de que apoyarán a todos aquellos que decidan ir a los tribunales, Educación volvió a reiterar que sacará de las listas de contratación a quienes no se presentaron a las pruebas en las especialidades en las que ya estuvieran inscritos, a pesar de que en muchos casos la coincidencia de horarios hizo inviable que esas personas pudieran presentarse.

Los más afectados por esta situación fueron los opositores de Educación Física y Pedagogía Terapéutica, aunque hay casos en prácticamente todas las especialidades. Uno de ellos explicó al DIARIO que, a pesar de que pagó las tasas de examen, no pudo llegar a tiempo a una de las pruebas, motivo por el cual ha presentado una reclamación en la Consejería. “Ya aprobé unas oposiciones hace unos años, y por eso estaba en la lista de empleo, y ahora me quitan porque no me dio tiempo a llegar a un examen. Mucha gente se quedó a las puertas del tribunal, y aunque legalmente están obligados a evitar la coincidencia de horarios, les da igual”, recalcó.