ECONOMÍA

El convenio de hostelería provoca una nueva ruptura en CC.OO.

Imagen de los miembros de CC.OO., ayer en la rueda de prensa. / EP
Imagen de los miembros de CC.OO., ayer en la rueda de prensa. / EP

La firma del nuevo convenio provincial de hostelería para los años 2015-2019 ha provocado una nueva ruptura en el seno de Comisiones Obreras (CC.OO.). El secretario general de la organización, Carmelo Jorge, exigió ayer a los miembros de la Federación de Servicios encargados de negociar este convenio que paralicen de forma inmediata la firma de este preacuerdo prevista para mañana miércoles porque se ha “ratificado sin contar con los trabajadores”.

El pasado mes de abril se constituyó la mesa negociadora de este convenio avalada por el 93% de los delegados de CC.OO. El problema surge cuando el miércoles pasado, antes de la reunión del convenio con los empresarios se comunicó, desde la Federación de Servicios, que los 12 miembros de CC.OO. estaban destituidos de la mesa y se nombraron nuevos delegados. “La sorpresa fue cuando en ese encuentro se ratificó el convenio. En solo una reunión”.

Por este motivo, Jorge pidió a la Federación de Servicios que no ratifique el convenio mañana para no causar un daño “desmesurable” en el sector de la hostelería y que vuelva a abrir la mesa de negociación con los empresarios. Según Carmelo Jorge, “no es un problema interno de CC.OO.; es un problema entre quien ha firmado y quien está afectado por el convenio colectivo, al que no se le ha tenido en cuenta”.

Huelga, el 28 y 29 de agosto
De esta forma, anunció que los comités de empresa de CC.OO. en el sector de la hostelería ya han expresado su apoyo a la manifestación que tendrá lugar el 20 de agosto en Playa de las Américas y a la huelga general convocada para los días 28 y 29 de agosto.

Desde la mesa negociadora, Ignacio López señaló que la destitución de la mesa el pasado miércoles se debió a “un problema interno” y que la decisión se tomó basándose en los estatutos. Señaló que el acuerdo está por encima de muchos convenios de hostelería firmados a nivel nacional, y citó como ejemplo los de Málaga o Baleares.

Apuntó además, que el documento de la provincia tinerfeña marcará las líneas de los convenios pendientes a nivel nacional. Ignacio López no quiso entrar en polémica, pero dejó bien claro que el convenio se firmará por el “bien común” de todos y no de “unos pocos” y reconoció que teniendo en cuenta que este acuerdo afectará a más de 50.000 trabajadores, “es difícil contentar a todos”.

Las claves del acuerdo

-Revisión salarial. El incremento salarial será del 1,75% el primer año (hasta el 30 de junio de 2016); del 1,5% el segundo; del 1,25% el tercero; y el último queda pendiente de negociar en 2018. Se adapta el Acuerdo Laboral Estatal de Hostelería al ámbito provincial.

-Contratos de formación. Consistirá en una retribución del 75% del grupo profesional inmediatamente anterior el primer año, y el 85% el segundo y tercer año, excepto para las camareras de piso, que cobrarán estos porcentajes respecto a su mismo grupo profesional.

-Igualdad. Se establecen cláusulas de no discriminación por razón alguna, sobre todo en materia retributiva por cuestiones de género.