LUCHA CANARIA

Elieser Gutiérrez : “Habrá que tener una noche muy inspirada para ganar al Rosario”

El puntal tinerfeño Elieser Gutiérrez . / DA
El puntal tinerfeño Elieser Gutiérrez . / DA

El puntal tinerfeño Elieser Gutiérrez (octubre de 1984) estrenará la próxima temporada su condición de puntal A en el equipo de El Rosario, pero no de Valle de Guerra, sino de Puerto del Rosario, en Fuerteventura. Con 30 años de edad, el luchador lagunero de 185 cm. y 136 kilos es el máximo exponente de una magnífica familia de varias generaciones de luchadores valleros que se ampliará en septiembre con un nuevo miembro.

-¿Está contento con el final de temporada que ha realizado tras el título del Torneo de lucha corrida de Gran Canaria y el segundo lugar en el Campeonato Absoluto?
“Pues depende con el baremo con que la miramos. Me ha quedado un sabor agridulce, un mal sabor de boca el terminar perdiendo la final del Campeonato Absoluto, y el hecho de no poder desquitarme y seguir luchando la siguiente semana, porque así podía pensar en una nueva luchada. Pero ahora estoy ‘castigado’ hasta septiembre pensando en esa derrota (Ríe)”.

-¿Tiene algo que objetar al triunfo de Eusebio Ledesma?
“No, qué va. Es un chiquillo que está luchando muy bien, y que vive la lucha más que nadie. No queda otra que felicitarlo por su brillante campeonato”.

-¿Estaba dentro de sus planes llegar tan lejos en este torneo?
“La verdad es que llegaba ilusionado y con ganas de competir, pues en mi anterior participación en La Palma me fuí mal, ya que quedé eliminado rápidamente de entrada. Uno siempre va con ganas y pensando que le gustaría ganar, pero cuando llegas a la concentración y ves a tus rivales, te lo tomas con calma y vas paso a paso. Con el paso de las eliminatorias me fui encontrando mejor, y llegué a la final mejor de lo que esperaba tras superar lucha a lucha a Kevin Acosta y a Samuel Rodríguez el Gomerito”.

-¿Qué recuerda de las cinco agarradas de la gran final?
“La primera agarrada caí con Eusebio y me hizo bastante daño mentalmente. Por suerte, pude resarcirme rápidamente en la segunda al dársela fácil a mi favor. Las siguientes fueron separadas, y tras la cuarta luchada ya me encontré más cansado. Y en la última agarrada, cuando le cogí las mangas a Eusebio, la verdad es que podía haber hecho cualquier otra cosa menos lo que hice, ponerme de pie para que me trabara el traspiés”.

-A princio de año dejó el Guamasa y se marchó a Gran Canaria. ¿Qué balance realiza de la temporada en el Castro Morales?
“La verdad que ha sido una temporada en la que he ido de menos a más y pude acabarla ganando el título del Torneo de lucha corrida, cuando nadie pensaba que pudiéramos lograrlo, pues las apuestas estaban muy a favor de Añaterve Abreu, porque las otras dos veces que agarré con él me tiró fácilmente. Pero fuimos de víctimas en la final y acabamos venciendo, por lo que el título supo mucho mejor”.

-Y eso que la temporada no comenzó bien
“Fue un año raro, en el que empezamos mal a nivel institucional, pero entre todos hicimos una piña y decidimos continuar intentando sacar el barco a flote. Todos arrimamos el hombro y sacamos la temporada para adelante. Y en cuanto a las lesiones y las molestias he estado aguantadito, a base de mucha natación y de trabajo en el gimnasio”.

-Ahora deja el Castro Morales para marcharse a Fuerteventura tras recibir una oferta del Rosario
“Voy a Fuerteventura con mucha ilusión por llegar a un equipo nuevo. Quizás la plantilla del Rosario debe reforzarse un poco para luchar de tú a tú contra los equipos de Tenerife, que tienen una buena plantilla. Nos faltaría completarla con destacado A. Lo cierto que cualquier equipo de Tenerife será muy difícil de batir y, en el caso del Rosario de Valle Guerra, además habrá que tener una noche muy inspirada para hacerlo”.