cine

Rick Baker será galardonado en Sitges

Por Daniel Fumero

No hay muchos artesanos del Séptimo arte por los que sentir una admiración absoluta e incondicional por el conjunto de su carrera y el artista de efectos especiales Rick Baker es sin duda miembro de este selecto club por su importante aportación a la cultura popular. Esta no sólo es una opinión convencida del que aquí firma sino el veredicto de los responsables de la 48 edición del Festival Internacional de Cinema Fantàstic de Catalunya, Sitges 2015, quienes entregarán el codiciado Premio Màquina del Temps a este importante creador norteamericano de 65 años. Maestro absoluto del modelado, moldeado, maquillaje o ilustración, Baker puso sus habilidades artísticas al servicio del cine desde principios de la década de los 70 donde llegó a participar en títulos tan determinantes para el género como El Exorcista (William Friedkin, 1972), King Kong (John Guillermin, 1976), La guerra de las galaxias (George Lucas, 1976) o La furia (Brian De Palma,1979), entre un buen número de producciones de menos calado. Llegados los 80 la popularidad de Baker se disparaba con la repercusión de la impresionante transformación de David Naughtonen licántropo para Un hombre lobo americano en Londres (1981) dirigida por John Landis, realizador con el que repitió para el videoclip Thriller (1983) protagonizado por Michael Jackson convertido en lobo y en zombie para la ocasión. Los simios de Greystoke (Hugh Hudson, 1984) y Gorilas en la niebla (Michael Apted,1988), el simpático Harry de Bigfoot y los Henderson o el cortometraje para los parques Disney Capitán Eo (1986), dirigido por Francis Ford Coppola con Michael Jackson al frente del reparto, no hicieron más que avalar su valía en la industria que ha perdurado más allá de la era digital. Ganador de siete premios Óscar al mejor maquillaje a lo largo de su carrera, hace unos meses Baker anunció su retirada poniendo en subasta el material atesorado en su estudio: “La industria lo quiere todo más rápido y más barato sin importarle la calidad. No es lo que yo quiero hacer en este momento”.