sucesos

Acusados de homicidio los posibles autores del crimen de Fuencaliente

La Guardia Civil trasladó al detenido a los juzgados en el día de ayer. | DA
La Guardia Civil trasladó al detenido a los juzgados en el día de ayer. | DA

Por Eugenia Paiz y José Luis Cámara

Las tres personas, dos mujeres y un hombre, acusados del brutal crimen de Fuencaliente, en la isla de La Palma, prestaron ayer declaración ante el juez que instruye la causa en el Juzgado Número 1 de Los Llanos de Aridane. Como publicó este periódico, los imputados pasaron a disposición judicial acusados por la Guardia Civil de un delito de homicidio, después de que los investigadores confirmasen que “hay múltiples evidencias” de la autoría del suceso. Por este motivo, al cierre de esta edición estaba previsto su ingreso en prisión preventiva, aunque el caso continúa bajo secreto sumarial.

Según distintas fuentes consultadas por el DIARIO, uno de los acusados responde a las iniciales F. P. A. y le apodan el Carbonero. Es natural del municipio de El Paso y supuestamente amigo de la víctima, que era vecino de Fuencaliente y tenía 57 años.

Junto a este acusado, también declararon en el mismo juzgado las otras dos detenidas por su supuesta implicación en el hecho, una de las cuales figura como presunta coautora del crimen, mientras que la otra está considerada cómplice o colaboradora. Las mujeres (C. H. H. y C. R. H.) son madre e hija, vecinas de la Montaña Tenisca de Los Llanos de Aridane, de 51 y 31 años de edad, respectivamente.

Algunos vecinos relataron que el Carbonero está separado y es padre de una hija. Según las mismas fuentes se trata de un hombre muy conocido en el municipio del que es natural, El Paso, en el que ha tenido algunos altercados de poca consideración, asociados en la mayoría de ellos al abuso de alcohol. El hombre residió durante años en la promoción de viviendas de protección oficial en régimen de alquiler Virgen de El Pino, en el mismo municipio palmero.

En cuanto a las mujeres arrestadas, presumiblemente guardaban una relación afectiva con la víctima y el acusado, aunque fuentes judiciales no pudieron precisar más datos sobre esta hipótesis, porque no es la única sobre la que están trabajando los investigadores del Instituto Armado que llevan el caso (también se baraja un posible ajuste de cuentas). Hay que recordar que fue una sobrina de la víctima quien descubrió el cadáver del fallecido la mañana del pasado sábado. El cuerpo sin vida se encontraba junto a un árbol en la huerta contigua a una propiedad familiar de la propia víctima, al que según los primeros indicios acuchillaron mortalmente en el cráneo en varias ocasiones.

Ante la gravedad de los hechos, la Guardia Civil inició de inmediato una exhaustiva investigación que se prolongó hasta altas horas de la madrugada del domingo. Fruto de la extenuante jornada de trabajo se produjeron los arrestos y las imputaciones. El suceso ha conmocionado al municipio de Fuencaliente, cuyo ayuntamiento decretó tres días de luto que empezaron ayer. El entierro del fallecido, que según sus vecinos era una persona normal y nada conflictiva, será hoy en el cementerio municipal.