La dirección de Volkswagen garantiza a Soria que mantendrá las inversiones en España

VOLKSWAGEN
La compañía aseguró que existen alrededor de once millones de vehículos equipados en todo el mundo con el software trucado. / REUTERS

El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ha asegurado este viernes que el nuevo presidente y consejero delegado del Grupo Volkswagen, Matthias Müller, le garantizó ayer durante una reunión celebrada en Alemania que la compañía mantiene el programa de inversiones previsto para España.

En concreto, Soria, en declaraciones a la cadena Cope recogidas por Europa Press, ha precisado que se mantienen las inversiones de 3.200 millones de euros anunciadas por Volkswagen para la fábrica de Seat en Martorell y las de 1.000 millones de euros para la fábrica navarra de Landaben.

“Aunque todavía tienen que llevar estas decisiones a algunos comités internos, hay garantía de que mantienen ese programa”, ha señalado el ministro, que ha precisado que la compañía le recordó que dicho programa lleva aparejado ayudas y herramientas del Gobierno para impulsar la innovación.

El software que trucaba las emisiones también funcionaba en Europa

El software del consorcio automovilístico alemán Volkswagen que manipulaba las emisiones de los motores diésel, descubierto en Estados Unidos, también estaba activado en los vehículos con el motor diésel EA 189 EU5 en Europa.

Según el diario alemán ‘Sueddeutsche Zeitung’, el fabricante admitió el mes pasado en Estados Unidos que contaba con un dispositivo que detectaba cuando el vehículo estaba siendo objeto de test y reducía las emisiones de óxido de Nitrógeno (NOx).

La compañía aseguró que existen alrededor de once millones de vehículos equipados en todo el mundo con este software, aunque hasta el momento se había tenido dudas sobre si éste estaba conectado fuera de Estados Unidos.

El diario, citando a Volkswagen, señaló que el fabricante automovilístico con sede en Wolfsburg (Alemania) conoce ahora que el software reconocía los procedimientos de prueba de emisiones tanto en Estados Unidos como en Europa.

El presidente y consejero delegado del grupo en Estados Unidos, Michael Horn, aseguró el jueves, en su comparecencia ante el comité de Energía y Comercio del Congreso de Estados Unidos, que la instalación de este software “no fue una decisión corporativa”, responsabilizó a unos pocos individuos.

En este sentido, señaló que en el seno de la compañía se está trabajando “sin descanso” para encontrar una solución técnica para este problema, al tiempo que recordó que los vehículos que instalan este dispositivo son totalmente seguros.