POLÍTICA

Los presupuestos canarios pasan su primer examen parlamentario con la oposición del PP, NC y Podemos

Pleno Parlamentario. / ANDRÉS GUTIÉRREZ Pleno Parlamentario. / ANDRÉS GUTIÉRREZ Pleno Parlamentario. / ANDRÉS GUTIÉRREZ Pleno Parlamentario. / ANDRÉS GUTIÉRREZ
<
>
Pleno Parlamentario. / ANDRÉS GUTIÉRREZ

El proyecto de Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma de Canarias para 2016 ha pasado hoy miércoles su primer trámite parlamentario después de que fueran rechazadas las enmiendas a la totalidad presentadas por el Grupo Popular, Nueva Canarias y Podemos, que los criticaron por no plantear medidas para combatir y salir de la crisis.

El portavoz popular, Jorge Rodríguez, centró sus críticas en lo que consideró un presupuesto que “en lugar de usar los recursos económicos para tirar de Canarias y combatir la desigualdad y la pobreza, están hechos a la medida de CC y PSOE para mantener sus chiringuitos de poder y las estructuras opacas de una administración paralela”.

Jorge Rodríguez insistió en que el presupuesto “expone sin photoshop el verdadero rostro del Gobierno y es la constatación de que no tiene un proyecto político para mejorar Canarias”, pues ha diseñado unas cuentas que son “una especie de armazón contable que pretende perpetuar el poder de CC y PSOE y que no le sirve al conjunto de los ciudadanos canarios”.

Añadió, además, que son unos presupuestos que “no avanzan hacia el futuro, sino que se sustentan en el pasado para perpetuar un modelo que ha fracasado y que va a generar una nueva decepción en la creación de empleo, la modernización del tejido productivo y en la prestación de servicios públicos de calidad”. “Es el presupuesto del regreso al pasado porque en el nacionalismo-socialismo canario todo cambia para que nadie cambie”, apostilló.

El diputado Román Rodríguez (NC) justificó la enmienda de su Grupo al entender que son unos presupuestos “de perfil conservador de Merkel y Rajoy” que no hacen frente a una crisis que “no ha acabado” y “sigue haciendo daño” a la mayoría social, y que no terminan con la política de austeridad.

A su vez, acusó al Gobierno canario de bajar impuestos “de forma indiscriminada a ricos y pobres”, por ejemplo eliminando el impuesto de donaciones y sucesiones, y de “no atreverse” a aplicar la tasa turística como ya hacen otras comunidades, medidas que, insistió Rodríguez, han derivado en unas cuentas “de naturaleza conservadora” que no atienden “ni al crecimiento, ni a los servicios públicos”.

Noemí Santana, de Podemos, rechazó los presupuestos porque no recogen ni los objetivos ni los recursos sociales necesarios para garantizar el estado del bienestar; no abogan por la recuperación, por la máxima eficiencia de los servicios públicos o por la racionalización de la administración, y porque carecen de medidas y estrategias para luchar contra los efectos de la crisis.

Criticó, igualmente, el aumento “demencial” de los sueldos de los miembros y altos cargos del Gobierno frente al incremento del 1% de sanidad y educación, o la carencia de más inversión pública en las cuentas del próximo año. Por todo ello, le pidió al Ejecutivo canario que gobierne “para todos y no para unos pocos”.

El Parlamento conmemora así el Día Internacional contra la Violencia hacia la Mujer. / ANDRÉS GUTIÉRREZ
El Parlamento conmemora así el Día Internacional contra la Violencia hacia la Mujer. / ANDRÉS GUTIÉRREZ

UNA “NUEVA ETAPA”

En su intervención, la consejera de Hacienda del Gobierno de Canarias, Rosa Dávila, señaló que estos presupuestos marcan el inicio de una “nueva etapa”, son “equilibrados, reales y solidarios”, y cumplen “sobradamente” al adelantar un año el cumplimiento del objetivo de déficit.

Agregó que están vertebrados en el establecimiento de medidas que “deben ayudar al incipiente -pero frágil- despegue económico” de Canarias, y en el aumento del gasto en políticas sociales, de ahí que sean los que contienen una mayor inversión en estas políticas desde el comienzo de la crisis, apuntó.

“Queremos que ese despegue se haga sin dejar a nadie atrás, dando más oportunidades a los que menos tienen”, subrayó Dávila. Así, los presupuestos de la Comunidad Autónoma de Canarias para 2016 ascenderán a 7.071 millones de euros, un 5,3% más respecto a 2015, lo que se traduce en un incremento de 357 millones de euros.

En respuesta al Grupo Popular, Rosa Dávila negó que exista algún “chiringuito” y quiso recordar que por parte de la Comunidad Autónoma se ha llevado a cabo una política “seria y rigurosa” del sector público empresarial que ha sido reconocida por el propio Gobierno de España.

En cuanto a la enmienda de Nueva Canarias, la consejera se mostró contraria por sus “contradicciones”, entre otras cosas por pretender una tasa turística al sector que más está tirando de la economía; y respecto a Podemos, negó que los presupuestos no recojan recursos sociales necesarios para garantizar el estado del bienestar.

En este sentido, aclaró que el presupuesto del próximo año cuenta con 87 millones de euros de inversión destinados a las personas; y también expresó su extrañeza por que Podemos pida más inversión en obra pública, pues eso supone “apostar por el cemento” y no por un modelo basado en el conocimiento.

Asimismo, aprovechó la ocasión para pedir a todos los grupos un conjura para cambiar el actual sistema de financiación, para que el REF quede anclado en la Constitución y sea de obligado cumplimiento y para que una vez que pasen las elecciones generales y se conforme el nuevo Gobierno, “repensemos la ley orgánica de estabilidad presupuestaria que, con la regla de gasto, está suponiendo un efecto pernicioso para aquellos que hemos hecho ajustes”.

UNA ENMIENDA “INNECESARIA”

El diputado Casimiro Curbelo (ASG) también intervino en la sesión plenaria para decir que su Grupo es el único de la oposición que no ha presentado una enmienda a la totalidad “por innecesaria”, y lamentó que el Partido Popular haya tachado el presupuesto de la Comunidad Autónoma de “electoralista” cuando el Gobierno del PP ha presentado unas cuentas “idílicas”, ironizó Curbelo.

También justificó el rechazo del Grupo Mixto a las tres enmiendas a la totalidad al entender que los demás partidos de la oposición “han dibujado algo entendible pero irracional desde el punto de vista de los recursos de que dispone el Gobierno de Canarias”. En cualquier caso, anunció que ASG sí presentará enmiendas parciales a los presupuestos durante su trámite parlamentario.

Por parte de los grupos que respaldan al Gobierno, Iñaki Lavandera (PSOE) justificó el voto en contra a las enmiendas a la totalidad porque en los presupuestos para 2016 el acento social y progresista está “más presente que nunca” desde el inicio de la crisis, mientras que José Miguel Ruano (CC) lo achacó a que ni PP, ni NC, ni Podemos habían presentado alternativas a las cuentas autonómicas.