política

Alberto Rodríguez: “Vamos a partirnos la cara por las personas del Archipiélago”

Alberto Rodríguez, ayer, celebrando los resultados obtenidos por Podemos en Canarias. / ANDRÉS GUTIÉRREZ
Alberto Rodríguez, ayer, celebrando los resultados obtenidos por Podemos en Canarias. / ANDRÉS GUTIÉRREZ

Los ya diputados de Podemos en Canarias, Alberto Rodríguez, Victoria Rosell y Meri Pita, eran ayer el rostro del triunfo en unas elecciones en las que, al final, sí se pudo. Aún sin tener los resultados definitivos, los mismos que les han convertido en la segunda fuerza de Canarias por número de votos aunque la ley electoral los relega a la tercera posición en diputados, fueron los primeros en salir a analizar los resultados que les han dado esos tres diputados y otros dos senadores. Victoria Rosell y Meri Pita lo hicieron en Las Palmas de Gran Canaria antes de las diez de la noche y Alberto Rodríguez en Santa Cruz de Tenerife, una vez que ya había hablado el líder del partido, Pablo Iglesias.

Rodríguez se mostró sereno ante un auditorio compuesto por unas 40 personas que lo recibieron al grito de “¡sí se puede!” en el Hotel NH de la capital, y lo hizo para afirmar que se van a “partir la cara” por las Islas “y a pesar de lo que hayan dicho algunos y algunas que se han arrogado la representación de Canarias”. El diputado de Podemos añadió que van “a representar a las personas de Canarias, a la mayoría social, a los que llevan sufriendo la política de estos tres grupos políticos (PP, PSOE y CC) que nos han traído hasta la situación de miseria y drama social que sufrimos en la actualidad”.

Rodríguez reflexionó sobre la situación de la gente que peor lo está pasando y lo hizo con un ejemplo cercano: “Mientras veníamos hacia aquí vimos en el cajero de ahí fuera a una persona durmiendo. Por eso no venimos a celebrar nada, sino a trabajar”, e insistió en que “nos vamos a partir la cara para que no haya personas durmiendo en un cajero, ni aquí, ni en ninguna parte de España”. “Tenemos un contrato con la ciudadanía y vamos a defender con uñas y dientes el programa de Podemos, quizá no vamos a solucionar las cosas de la noche a la mañana, pero, poco a poco, lo iremos consiguiendo”, concluyó.

Desde Las Palmas de Gran Canaria, Rosell lamentó que “el sistema premie el bipartidismo” y por eso, añadió, “lo primero que vamos a hacer es cambiar la ley electoral”. “Además vamos a anclar los derechos sociales a la Constitución porque cuestiones como la vivienda o la sanidad no pueden estar supeditadas al déficit ni a la deuda ni a los mercaderes europeos”. Por su parte, Pita habló de “un nuevo proceso de cambio” y reconoció que su partido estaba “exultante” ante los resultados, para concluir señalando: “Somos conscientes de la responsabilidad que tenemos en este nuevo camino que pensamos hace dos años”.