Tenerife

El Cabildo baja al 50% la inversión futura en el Complejo Ambiental

Tratamiento de residuos urbanos en Arico
Recinto para la separación de los residuos urbanos que llegan en masa a las instalaciones de Arico. / DA

El Cabildo y los ayuntamientos de Tenerife han recuperado las negociaciones para redactar los pliegos de condiciones del nuevo contrato de la gestión de residuos en el Complejo Ambiental de Arico, el cual se ha retrasado cerca de dos años por falta de entendimiento entre ambas partes. Después de una primera propuesta insular -el mandato pasado- en la que se recogía una importante inversión de más de 1.000 millones de euros en otras tantas infraestructuras de tratamiento y un tiempo de concesión de 30 años, ahora el Gobierno insular ha modificado el proyecto y ha reducido a la mitad el periodo de validez y la inversión, afirmó a DIARIO DE AVISOS el consejero insular de Medio Ambiente y Sostenibilidad, José Antonio Valbuena.

En los próximos días la Institución insular recuperará con los responsables municipales, tanto a nivel político, como técnico, las negociaciones, con el fin de poder tener los nuevos pliegos redactados, con todas las modificaciones a lo largo de los próximos meses. “El objetivo es contar con este documento elaborado entre los meses de junio y julio”, aclaró el consejero. En cuanto al nuevo concurso señaló que se desconoce cuándo podrá estar operativo, ya que se trata de un proceso complicado.

Tal y como demandaron los ayuntamientos, finalmente el plazo de duración de este nuevo contrato será de 15 años y no de 30 como se planteó en un primer momento. Del mismo modo, la inversión y el número de infraestructuras necesarias se reducirá en cerca del 50%, aunque aún no está definido completamente la cantidad que se tendrá que gastar y el número de dotaciones a poner en marcha. No obstante, cabe recordar que ya en su momento Valbuena había descartado la puesta en marcha de una incineradora, como así se recoge en el Plan Territorial de Ordenación de los Residuos de Tenerife (Pteor).

Ahora, una vez alcanzado el acuerdo tras la demanda local, ambas partes tendrán que terminar de definir el detalle del nuevo concurso para conocer qué cuantías aportarán para el nuevo contrato. Asimismo, Valbuena insistió en que hay que revisar la propuesta para potenciar el reciclaje y la recogida selectiva, lo que, a su juicio, permitirá reducir el coste del nuevo concurso. De hecho, este año se iniciará una experiencia piloto de recogida puerta a puerta.

La materia orgánica se incluirá en el contrato

Uno de los aspectos que hasta ahora no se ha introducido en los pliegos del nuevo contrato para la gestión de residuos en la Isla es el tratamiento de la materia orgánica. “En las próximas reuniones técnicopoliticas de los ayuntamientos con el Cabildo para definir los pliegos del concurso tendremos que avanzar para ver cómo tenemos en cuenta la recuperación de este desecho, ya que hasta ahora este elemento no se ha introducido en la recogida selectiva”, explicó a este medio el responsable insular de Medio Ambiente y Sostenibilidad, José Antonio Valbuena.

Incidió en que el 40% de los residuos que se producen en Tenerife son materia orgánica, por lo que insistió en la necesidad de tratarlo para poder reutilizar, al menos, la mayor parte de estos. “Hay que tratarla y hasta ahora no lo estamos haciendo”, recalcó y adelantó que algunas localidades empezarán a recogerla de forma separada.