tribuna

Un escaparate llamado Fitur – Por Casimiro Curbelo*

Una vez más hemos comprobado el interés que despierta La Gomera en una feria con el potencial de Fitur. La llegada de 13 millones de turistas a Canarias a lo largo del pasado año supone un reconocimiento del potencial y la imagen de marca en el ámbito internacional que hemos alcanzado.
Canarias es un paraguas donde todas las islas tienen cabida. En Fitur, un año más, La Gomera ha marcado la diferencia por el conjunto de valores naturales que hacen de esta isla un territorio único. No dudo que el trabajo realizado en estos días se transformará en oportunidades de negocio y expansión.

Sin duda tenemos la mirada puesta en seguir creciendo. En superar los más de 610.000 visitantes que llegaron a La Gomera en 2015. Pero más importante que las cifras es mejorar la calidad frente a la cantidad.

Tenemos una isla con unas oportunidades infinitas, pero debemos asegurarnos de que el turismo que recibimos sea sostenible.

Los puestos de trabajo que genera el sector alojativo han experimentado un crecimiento a lo largo de los años situándose actualmente en una media de 820 contratos directos. Hablamos de un empleo estable y de calidad que representa sin duda un futuro para muchos gomeros. De esta manera, las indiscutibles maravillas de la Isla, tales como su gastronomía y sus gentes, se han convertido en una fuente de riqueza para el futuro y un modo de vida que debemos potenciar.

El perfil del turista ha ido evolucionando con los años tendiendo hacia la búsqueda de alojamientos con mayor calidad, mejores servicios y precios razonables, en definitiva debemos buscar la excelencia para ser competitivos. En ese sentido La Gomera ha hecho un importante esfuerzo. El pasado año superamos la primera evaluación de la Carta Europea de Turismo Sostenible con un aprobado alto. De forma paralela seguimos desarrollando con éxito la declaración de Reserva de la Biosfera.

En Fitur nos presentamos convencidos de que tenemos en nuestras manos una oferta singular que no decepciona al viajero que busca lo diferente, que aprecia a la naturaleza en su máximo apogeo y a una cultura e historia característica.

La Isla debe continuar su evolución natural y estar al día de las necesidades del mercado. Hay que avanzar hacia nuestra asignatura pendiente: crear un producto turístico, ofreciendo al visitante experiencias imborrables que refuercen el porcentaje de turista repetidor. Aspecto este último en lo que siempre hemos mostrado fortaleza, tanto en lo que se refiere al viajero alemán como al nórdico. No debemos olvidar la importancia de los cruceros, uno de los segmentos turísticos que más ha crecido en los últimos 20 años. Alrededor de 70.000 turistas arribaron a los puertos de la Isla el pasado año. La llegada de navíos regulares el próximo verano previsiblemente dará lugar a un incremento de esta cifra. Hablamos de potenciales turistas a los que debemos despertar el interés por esta tierra y así conseguir que regresen, se alojen y descubran con más detalle la Isla que visitaron fugazmente.

En Fitur no quisimos dar la imagen de ser tan solo un paraíso donde el tiempo se detiene, como reza nuestro eslogan. Prueba de ello es que durante estos días hemos captado la curiosidad de los visitantes a través de las nuevas tecnologías. Desde nuestro estand era posible grabar un mensaje silbado que luego se remitía a los correos de quienes lo solicitaban. O disfrutar de una tablet en la que se veían imágenes de los productos que ofrece la Isla y conectarse a las cámaras web repartidas por la geografía insular.

Todo ello junto con la propuesta más tradicional pero infalible. Una muestra de nuestra gastronomía y de sus particulares productos: miel de palma, dulces, almogrote o vino. Dimos acogida a la presentación de los valores del Parque Nacional de Garajonay, nos hacen únicos y que sumados a los 600 kilómetros de senderos, nos coloca en un lugar de privilegio. En definitiva, de nuevo hemos estado a la altura de lo que una feria de la importancia de Fitur requiere. Un escaparate en el que mostrar un valor seguro como es La Gomera.

*Presidente del Cabildo de La Gomera y diputado autonómico