tribunales

Piden reabrir la vía penal en el caso de Piedra de los Cochinos

Inasequibles al desaliento, familiares y amigos de algunos de los seis fallecidos en el interior de la galería de aguas de Piedra de los Cochinos, hace prácticamente nueve años, tienen previsto insistir en que el caso se reabra penalmente, a pesar de que tanto el Juzgado de Instrucción Número 2 de Icod de los Vinos como la Audiencia Provincial decretaron en su día el sobreseimiento provisional del caso.

Esta pretensión, que solo hace unos meses fue rechazada por la titular del juzgado icodense, se realimenta ahora con la reciente decisión de la Sección Segunda de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC), que precisamente contradice en las distintas sentencias conocidas esta semana la concurrencia de culpas entre los supuestos guías de la excursión y los dueños de la galería, justo un argumento clave para el archivo de la causa.

A buen seguro que los magistrados de la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Santa Cruz de Tenerife leen ahora con atención la decisión de sus colegas del TSJC. No en balde, deben responder en la actualidad un recurso de apelación tras rechazar el juzgado icodense una batería de argumentos presentada por estos familiares y amigos de las víctimas.

La titular de dicho juzgado (la interinidad es tal en dicha plaza que al menos tres jueces han conocido del asunto) descarta que tales argumentos puedan ser considerados como nuevas pruebas, que es lo que se exige para reabrir el caso en lo penal.

A este respecto cabe recordar que en su día el juzgado icodense consideró responsables tanto a los propietarios de la galería como a los guías de la expedición, de los que llega a decir que basta con acudir a la web del centro de visitas del Parque Rural de Teno para obtener información, cuando el teléfono que se facilita no está operativo en sábado, día en que tuvo lugar el suceso.

Mucha más consistencia aparenta el argumento utilizado por la Audiencia Provincial a la hora de ratificar dicho sobreseimiento provisional, ya que descarta que existieran guías propiamente dichos, pero sí que considera que los excursionistas tenían conocimiento del riesgo que corrían.

Por contra, para los familiares y amigos tal asunción del riesgo no es tal cuando acudes a un lugar que, lejos de ser recóndito, es bien conocido por los amantes del senderismo y vecinos de la zona. “El senderismo está permitido por todo el Parque Rural de Teno”, recuerda a este respecto Sergio Lourenso, que perdió a su mejor amigo en esta tragedia. Al fin y al cabo, murieron por falta de oxígeno, un riesgo no reconocible cuando se adentraron.

Lourenso es uno de los impulsores de esta ofensiva jurídica y entre otras pruebas aporta la existencia de un informe técnico elaborado por el Cabildo apenas cuatro meses antes. Dicho informe no deja lugar a dudas de que el lugar era bien conocido, al punto de que cita a la galería y detalla que se ha desviado el sendero que llega al mismo. El motivo es proteger un endemismo, un trébol de risco que en todo el planeta solo se ha encontrado también en el Valle de Güímar, y no por seguridad como erróneamente apreció la Justicia. Aunque parezca increíble, con motivo de dicho informe se puso una puerta al canal que sirve para atravesar el barranco sin problemas… y dejaron desguarnecida la galería donde por error acabaron las víctimas de esta historia.

Para el TSJC, los excursionistas cometieron, sí, un error, pero “tiene un carácter secundario e insuficiente para reducir o excluir lo que es la causa eficiente y determinante del resultado, que no es otra que esa falta de medidas de seguridad de acceso a la galería”.

‘Sota, caballo y rey’ del senderismo isleño
“Claro que es conocido: ese recorrido es la sota, caballo y rey del senderismo en Tenerife”. Así de claro lo tiene el reputado senderista y responsable de la conocida empresa del sector Patea tus montes, José María Pérez Baso, al ser cuestionado sobre la zona del Barranco de los Cochinos, donde murieron los seis excursionistas. El especialista explica que uno de los atractivos de la misma es el agua que sale libre y cae en unos depósitos que se convierten en improvisado balneario natural en plena montaña. Además, Pérez Baso añade que estos parajes son “zona de excursión habitual para los vecinos”, al punto de que “cuando el Cabildo cerró el sendero por la zona de los tréboles, la gente del lugar siguió acudiendo por veredas tanto a izquierda como a derecha del barranco”. Incluso, Pérez Baso recuerda que su empresa incluía este recorrido en su amplia oferta de actividades, “pero no hemos vuelto después de lo que pasó en 2007”.