Tenerife, destino turístico nazi

Grupo de escolares visitan la exposición. | SERGIO MÉNDEZ