SANTA CRUZ

El Gobierno local planifica 43 obras para diseñar el Santa Cruz de 2020

ZONA BAÑO AÑAZA
Las actuaciones en la costa de Santa Cruz, y especialmente en la zona de Añaza, figuran entre las principales previsiones presupuestarias. /F. PALLERO

Son cantidades modestas. Entre 4.000 y 14.000 euros, aunque algunas se elevan hasta los 24.000 o, incluso, los 72.000 y que en total vienen a sumar unos 750.000 euros. Son los proyectos que el presupuesto de Santa Cruz recoge que deben ser redactados en este 2016, planes que aún no tienen fecha de comienzo pero que el Gobierno municipal reconoce de esta forma que son una necesidad de barrios y vecinos.

Las partidas destinadas para la redacción de estos proyectos es lo que el alcalde, José Manuel Bermúdez, ha denominado como “la preparación del Santa Cruz 2020”, porque ese es el horizonte temporal para su desarrollo. Sin embargo, algunos de los proyectos que aparecen en el presupuesto de este año son necesidades que casi se remontan al siglo pasado. Son planes que tienen que ver con el asfaltado de calles, el arreglo del litoral o la creación de un circuito de mountain bike en Las Mesas.

El Ayuntamiento prevé en su presupuesto de 2016 cerca de 750.000 euros

La lista la forman 43 proyectos. Algunos ya han sido dados a conocer, como por ejemplo la proyección de un polideportivo en Almáciga o la modificación de la calle de La Rosa, para cuya redacción se han destinado 20.000 euros. Otros tienen algo más de novedad o simplemente son la constatación de los compromisos adquiridos. El primero de los proyectos que aparece en el plan de inversiones municipal es la peatonalización de la trasera de las viviendas de la calle Güímar. Son 4.000 euros los que se emplearan en la redacción de este proyecto que se acerca a una de las calles que bordea el barranco de Santos, en el barrio de La Salud. El segundo plan de desarrollo es la construcción del muro y la plaza del barrio de La Llavita en barrio nuevo con 14.400 euros. Los vecinos de este enclave chicharrero llevan años reclamando la instalación de barandillas de protección en algunos tramos más peligrosos de la plaza, así como el ensanche de las escaleras y la ampliación de las aceras.

El año pasado, el litoral de Añaza vio las primeras intervenciones que adecentaron la parte del muellito en la que los vecinos de la zona disfrutan cada verano. Este año parece que habrá que esperar a que el proyecto para la explanada esté redactado para ver el acondicionamiento total de la zona. Para ello hay dispuestos 9.600 euros.

El cuarto proyecto es el denominado adecuación provisional del espacio de la vía litoral en la boca del túnel del Cabildo. Para ello hay 14.400 euros. Este espacio está vallado a la espera de que se finalicen las obras de los túneles de la carretera de la vía de servicio de la Autoridad Portuaria y del gobierno de Canarias.

En cuanto a la remodelación de la calle La Rosa, su ejecución tendrá que esperar al próximo año porque en este la prioridad es Méndez Núñez. Son 20.000 euros los que hay para plasmar las ideas ya avanzadas sobre esta céntrica calle: ensanchamiento de aceras, con la consiguiente supresión de aparcamientos.

FOTOMONTAJE VÍA LITORAL
Fotomontaje del proyecto de acondicionamiento de la Vía Litoral. / DA

El carril bici se empieza a ejecutar por tramos

Una de las promesas electorales del alcalde José Manuel Bermúdez fue crear un carril bici desde Añaza hasta la playa de Las Teresitas. El paso del tiempo y los problemas económicos han hecho que esta idea se haya retrasado y dividido. De momento, este año se destinan 12.000 euros para redactar el tramo que va entre Anaga y Valleseco, es decir, desde Las Teresitas hasta Valleseco. Un tramo para el que el Ayuntamiento ha solicitado ayuda al Cabildo. En el otro lado, una senda peatonal y carril bici desde el Palmetum hasta Añaza: 20.000 euros, una de la cantidad más alta para redacción de proyecto recogida en el presupuesto. En 2014 ya se hablaba de la redacción de este proyecto que quedó aparcado.

Acciones en barrios

Con una población de 2.500 personas repartidas en la treintena de bloques muy antiguos, los vecinos de Chimisay Alto y Bajo cuentan este año con 20.000 euros destinados a redactar la rehabilitación integral de estas viviendas y su entorno. César Casariego cuenta con otros 20.000 euros para la rehabilitación integral de esta urbanización que data de los años 80. Otro de los barrios que entran dentro de la proyección 2020 es el del Suculum. Los vecinos ya contaban con un proyecto que ahora, con 8.000 euros, el Consistorio pretende actualizar para mejorar la accesibilidad, ahora casi inexistente, a la parte alta de este barrio de Anaga que lleva años esperando por una obra que se ha visto demorada por distintos motivos.

En Igueste de San Andrés el presupuesto recoge 18.000 euros para la redacción del proyecto de la via de acceso al segundo tramo del cementerio de este barrio. El primer tramo de esta vía se finalizó en 2010, desde entonces se está a la espera de que se continúe una vía de vital importancia para los vecinos de la zona. Otro desarrollo afecta a este pueblo de Anaga, y es la mejora del acceso a la vía principal con otros 18.000 euros. Unos 9.600 euros es la cantidad que se destina al acondicionamiento de las cuatro plazas del barrio de La Victoria en Salud-La Salle recogidas en el interior de bloques de viviendas de cuatro plantas. Con 4.000 euros el Ayuntamiento prevé hacer el proyecto para la reposición de la tarima del parque García Sanabria. Por otra parte, las obras de pluviales son otra prioridad, sobre todo las relacionadas con los destrozos provocados en 2010 en el barranco de El Hierro.