BALONCESTO

La maldición de los 50

Fran Vázquez tapona a Will Hanley en el partido del pasado domingo. / ACB PHOTO
Fran Vázquez tapona a Will Hanley en el partido del pasado domingo. / ACB PHOTO

Al CB Canarias, ahora Iberostar Tenerife, le va la marcha. Históricamente ha sido un equipo de juego alegre, anotador, atractivo para el espectador. Sobre él recae una maldición que ha sido incapaz de superar en sus años de equipo de Liga ACB… jamás ganó anotando menos de 65 puntos. No fue nunca el cuadro aurinegro un conjunto a lo Maljkovic Style, como aquel Limoges que se llevó una Copa de Europa racaneando y en su trayectoria como miembro de la máxima competición nacional ha quedado bien claro.

Los 57 puntos que sumó el pasado domingo ante el Unicaja tampoco son su peor anotación en la élite. En la campaña 90/91 llegó a perder en Zaragoza por 91-55 en lo que es, hasta hora, la peor anotación de la escuadra lagunera en la Liga ACB. En la temporada 2013/2014 se quedó en sólo 56 puntos frente al Barcelona siendo éste el peor guarismo aurinegro como local. Los 57 puntos del domingo son la tercera peor anotación histórica del equipo en Liga ACB pero de ahí hacia arriba aún hay unos cuantos partidos más.

Así, 73-58 fue el resultado que alcanzó la pasada campaña en su visita al Morabanc Andorra y 100-59 fue el del curso 1990/1991 ante el Montigalá Joventut. En 60 puntos se quedó ante el Unicaja, que anotó 71, en el campeonato correspondiente a la campaña 2013/2014, en 61 lo hizo ante el TDK Manresa para perder por un punto en la 90/91 y por 18 en la temporada 2013/2014 en el Centro Insular de Deportes ante el Gran Canaria (79-61).

Los aurinegros tampoco alcanzaron el triunfo en las dos veces que anotron 62 puntos en su trayectoria ACB. Perdieron por 81-62 ante el Caja Laboral (2012-2013) y por 96-62 ante el Estudiantes Caja Postal en el curso 1983-1984 mientras que con 63 puntos anotados tampoco les dio para ganar en la pista del Fiatc Joventut (76-63) en la temporada 2013-2014. Tres veces sumó 64 puntos el conjunto aurinegro… y ninguna de ellas salió vencedor. Fueron el 64-83 ante el Barcelona (2015-2016), 79-64 en la cancha del Gran Canaria (2014-2015) y 94-64 en el feudo del Clesa Ferrol en la nefasta campaña 1990/1991.

El triunfo aurinegro con el guarismo de anotación más bajo fue el que consiguió en esta misma temporada precisamente ante el Herbalife Gran Canaria (65-63) en el Santiago Martín en un partido en el que quebraba la nefasta racha de derrotas con la que había comenzado la competición regular. Para remontarse a otro triunfo aurinegro con guarismos similares hay que trasladarse al curso pasado (2014/2015) cuando superó al La Bruixa D’Or Manresa por 66-62 y a la campaña 2013-2014 cuando los aurinegros profanaron por primera vez el pabellón Príncipe Felipe de Zaragoza venciendo al Cai por (60-66).

Temporada por temporada, el conjunto lagunero sí ha logrado en alguna ocasión vencer con su peor anotación del curso. Por ejemplo en la campaña 1986/1987 logró ganarle al Clesa Ferrol por 74-71 sumando sus peores guarismos ofensivos del curso al igual que ocurrió en la 1988/1989 venciendo por 69/71 al Estudiantes Bosé con su peor actuación en ataque de todo ese ejercicio liguero.

Los 57 puntos que le endosó el domingo el Iberostar Tenerife al Unicaja no son tampoco la mejor marca defensiva de un equipo, el de Joan Plaza, que llegaba a la Isla inmerso en un mar de dudas y que se fue de la misma respirando aire fresco tras haberse colocado sexto en la clasificación. Los malagueños ya dejaron a cuatro equipos en menos de 60 puntos en esta temporada y a todos los derrotaron. Lo hicieron frente al Murcia en la primera jornada (58-60), ante el Fuenlabrada en la segunda jornada (81-59), el Estudiantes en la octava (89-59) y el Gipuzkoa en la décimo sexta (94-55) en la mejor actuación defensiva de los de Plaza durante este irregular curso liguero.

Nelson llega a taponar el lanzamiento de Ian O'Leary. / ACB PHOTO
Nelson llega a taponar el lanzamiento de Ian O’Leary. / ACB PHOTO

“Hicimos un gran partido defensivo ante un rival que siempre prepara cosas distintas y te sorprende”, señalaba Joan Plaza satisfecho por el triunfo de los suyos tras la convulsa derrota europea ante el Lokomotiv Kuban. El cuadro malagueño “penalizó” a los aurinegros, tal y como reconoció Txus Vidorreta que puso como ejemplo que su equipo había hecho “los peores porcentajes de tiros de dos de la temporada”. Lo que desconocía Vidorreta es que en Tenerife sigue existiendo la maldición de los 50.