X
sucesos>

Desalojan a decenas de vecinos de Ofra tras hallar un barreno

   

[apunte]Un gran número de policías nacionales y también locales acordonaron la zona de Las Retamas. En otra de las fotos se aprecia a un miembro de los Tedax tendiendo el cable para explosionar el artefacto. | JAVIER GANIVET/VICENTE PÉREZ[/apunte]

TINERFE FUMERO | Santa Cruz de Tenerife

Un barreno. El sistema de dinamitación de roca tan usado en Santa Cruz de Tenerife durante los años setenta y primeros ochenta retornó a la actualidad capitalina a primera hora de la tarde de ayer al descubrir un cartucho sin explotar en el perímetro del Centro escolar de infantil y primaria (CEIP) Las Retamas, en el popular barrio de Ofra.

Habían pasado las tres y media de la tarde cuando personal de mantenimiento del propio colegio encontró el barreno cerca del muro que cierra el centro, más cerca de las viviendas que de las propias aulas, donde a esa hora aún quedaban algunos niños.

Al percatarse de la naturaleza explosiva del artefacto e informadas las autoridades, pronto se procedió al desalojo del centro escolar y a los edificios colindantes, además de alertar a los vecinos cercanos para que se mantuvieran alejados de las ventanas. Aplicado el protocolo establecido, fueron los Técnicos Especialista en Desactivación de Artefactos Explosivos (Tedax) los que analizaron el explosivo, logrando en primera instancia extraer el detonador.

Sin embargo, el mal estado en que se halló el cartucho de dinamita, del que se sospecha que puede llevar en el lugar desde que se construyó el centro escolar de Las Retamas (1985), creó serias dudas sobre su estabilidad y se optó por hacerlo explotar.

Mientras tanto, efectivos de la Policía Local santacrucera cortaban las vías cercanas al explosivo y aseguraban la zona (calle de Sargentos Provisionales), a donde también se desplazó a modo preventivo una dotación del Servicio de Urgencias Canario con su personal.

DETONACIÓN
Tras la llegada de un camión con arena que fue situada alrededor del barreno para evitar que la onda expansiva afectase a inmuebles y personas, los tédax procedieron a explotar el cartucho minutos antes de las siete de la tarde para alivio de los vecinos, alguno de los cuales pasó un par de horas pendiente del incidente, del que el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife espera dar más información en la mañana de hoy.

Vecinos de los bloques contiguos al colegio de Las Retamas explicaron a este periódico que, más que una orden de desalojo, los agentes que recorrieron puerta por puerta todos los inmuebles recomendaban alejarse de las ventanas, pero que algunas familias prefirieron esperar en la calle a que se solucionara el problema y el artefacto fuera explosionado.