X
La Laguna >

El nuevo Plan General pondrá fin a la moratoria del Cuadrilátero

   

CUADRILÁTERO - LA LAGUNA

Establecimientos del Cuadrilátero, considerada la principal zona de ocio nocturno del municipio. / DA

J. F. J. | La Laguna

Entre las novedades que acompañarán la culminación del nuevo Plan General de Ordenación de La Laguna, estará el fin de la moratoria de licencias de cafeterías y pubs del Cuadrilátero, en vigor desde hace años. Así lo ha adelantado el concejal de Urbanismo, Juan Manuel Bethencourt, que considera que la circunstancias que llevaron a adoptar esta restricción ya han quedado atrás y que ha llegado el momento de dar un “impulso distinto” a la principal zona de ocio nocturno del municipio.

El también portavoz de Coalición Canaria señaló que en el momento que entre en vigor el nuevo planeamiento del municipio, actualmente en proceso de redacción, el Ayuntamiento lagunero dará por finalizada la medida que ha bloqueado el incremento de establecimientos con música y copas del Cuadrilátero. Bethencourt recuerda que esta moratoria se adoptó para combatir la posible proliferación de locales after hours, así como el crecimiento desmedido de la oferta de ocio en la zona.

“Fue una decisión contra un problema concreto. El Cuadrilátero era un área acústicamente saturada, de difícil descanso para los vecinos, y queríamos evitar que se extendieran los locales que combinando las licencias de tipo 2 y 3 podían abrir durante el día y la noche”, explicó. “La nueva ley de espectáculos públicos cambia el escenario de forma sensible al autorizar, por ejemplo, los restaurantes musicales”, un nuevo perfil de establecimiento que en opinión del concejal lagunero de Urbanismo puede venir muy bien al Cuadrilátero para potenciar su oferta diurna.

Bethencourt reconoció que como consecuencia de esta moratoria, que solo autoriza el traspaso de las licencias ya existentes, se ha producido “cierta carterización” de estas, perjudicando con ello los intereses de los propietarios de locales. “Han existido casos de propietarios que no han podido continuar con la actividad de sus establecimientos porque sus últimos inquilinos, tras negarse a una subida del alquiler o cambios en las condiciones del contrato, han optado por quedarse con esa licencia como medida de chantaje. Estas prácticas se acabarán en cuanto finalice la moratoria”, argumentó el número tres del Grupo Municipal de Coalición Canaria en La Laguna.

Bethencourt también se refirió a la voluntad de la administración local de colaborar en la resurrección de esta parte de la ciudad como zona de marcha universitaria. Eso sí, subrayó, ese apoyo debe ser consensuado con los vecinos que viven en los alrededores, pues “también tienen su derecho al descanso”. “Estamos haciendo un esfuerzo de diálogo con el sector y con los vecinos para el cumplimiento estricto de la normativa del ruido, y para que todos los locales cumplan con todas las exigencias que conllevan sus licencias”. “Un incumplidor perjudica a todos los cumplidores, eso es algo de lo que son conscientes todas las asociaciones empresariales que trabajan en la zona. Por eso”, asegura, “el único camino sensato para todos es ser respetuosos con las leyes”.

AMPLIACIÓN HORARIA

El próximo lunes, día 21 de enero, está previsto que se reúnan los miembros de la Mesa de Comercio para fijar las siete fechas del año en curso en las que los negocios dedicados al ocio en el municipio de La Laguna podrán prolongar su horario de actividad más allá de lo establecido por la norma. Junta a estas fechas, también se fijará una por barrio, que previsiblemente coincidará con las fiestas patronales de cada uno de ellos.

[apunte]

Ahorro lumínico de madrugada

El primer teniente de alcalde y concejal de Servicios, Javier Abreu, ha anunciado que en los próximos días se concluirá la instalación del control punto a punto en El Cuadrilátero, para posibilitar la gestión del alumbrado público a través de Internet, una medida con la que se pretende ahorrar unos 10.000 euros al año en el coste de la factura de la luz. Los operarios de la empresa concesionaria, VVO Servicios, ultiman la colocación de casi un centenar de dispositivos en diferentes puntos de luz, en los que se reducirá su potencia de 400 a 250 vatios, a partir de la medianoche y hasta su apagado, “sin alterar la calidad lumínica en esta céntrica zona lagunera”, ha subrayado Abreu. El principal objetivo de esta medida es producir un ahorro económico al erario público, mejorado además “la estética de los cuadros de mando”, que pasarán a tener una imagen similar a los ya instalados en el casco histórico y la avenida de la Trinidad. Abreu ha informado de que la programación de la instalación eléctrica pretende controlar los horarios de encendido y apagado de cada luminaria para optimizar la iluminación. En este sentido, ha señalado que la intención del área de Servicios “es que durante los fines de semana, o vísperas de festivo, se aumente la intensidad que planteamos durante los días laborales, debido a que existe una mayor concentración de personas en esta zona, pero siempre sin restringir la calidad de la iluminación y la seguridad”. Los puntos de luz beneficiados de son los ubicados en las calles Barcelona, Heraclio Sánchez, Catedral, Doctor Zamenhof, Doctor Antonio González, María del Cristo Ossuna y Elías Serra Rafols.

[/apunte]