X
tribuna > Francisca Luengo Orol

La realidad que hay detrás de las cifras de Eurostat – Por Francisca Luengo Orol

   

Esta semana hemos conocido los datos de Eurostat: Canarias es la cuarta región de Europa con más paro. Eurostat, para quienes no lo sepan, es la Encuesta de Población Activa (EPA) de Europa. Los datos no han hecho otra cosa que constatar lo que ya sabemos: Que los recortes y las políticas económicas que se están aplicando en la UE y en España no sirven para superar la crisis. No ayudan. No hacen que la economía mejore. Al contrario. Lastran la recuperación. Hemos pasado de un 33% en 2012 a un 34% en 2013.
Como Gobierno de Canarias y, especialmente, como responsable del área de Empleo, los datos no me son ajenos y mi mayor preocupación radica en que pese a que la actividad económica quiere moverse para reactivarse, no la dejan. ¿Cómo explicar que Canarias siempre tendrá peores datos por su condición de Región Ultraperiférica (RUP)? Ya incluso antes de esta gran crisis Canarias reflejaba por los cuatro costados su condición de región alejada del continente.

Y esto es también lo que refleja Eurostat: Que somos diferentes y que el tratamiento que nos tienen que aplicar no puede ser el mismo que el del resto.
Desde 1999, la Unión Europea ha reconocido formalmente las especificidades geográfica y económica de las regiones ultraperiféricas: Lejanía, insularidad, superficie reducida, relieve y clima adverso y dependencia económica de una pequeña cantidad de productos, factores que perjudican gravemente a su desarrollo (artículo 349 del Tratado de Fundación de la UE) y que les impiden beneficiarse plenamente del mercado único.

Hoy, este concepto se diluye rápidamente por las formas de actuar del Gobierno de Rajoy: desaparición del Plan Integral de Empleo de Canarias (PIEC), que nos corresponde como RUP; reducción de los fondos para Empleo; el dinero para atender la tasa de paro juvenil no llega, pese a que ese paro juvenil tiene mucho que ver con nuestra condición de RUP porque la estratificación demográfica según edad muestra que la población de las regiones ultraperiféricas es eminentemente joven. En todas ellas, más del 84% de sus habitantes tienen menos de 65 años.
Hay dos factores que inciden sobre esta tasa de paro: La interna o endógena que es nuestra condición de RUP que ya he mencionado, y la externa: La crisis económica y financiera y las medidas aplicadas por la Troika (Banco Central Europeo, Comisión Europea y FMI) en los cuatro países que han sido sometidos a programas de ajuste económico: Grecia, Irlanda, Portugal y Chipre y aplicadas también en el resto de Europa. El eurodiputado socialista Alejandro Cercas ha elaborado un informe sobre las consecuencias de las medidas de la Troika -que también afectan a Canarias- y las conclusiones son evidentes; los programas de ajuste económico van acompañados de condicionalidades que han tenido un impacto directo e indirecto en los niveles de empleo y en cuestiones sociales. La receta aplicada ha consistido en planes drásticos de reducción de los gastos sociales y en la devaluación interna mediante recortes y congelaciones salariales, descentralización de la negociación colectiva y flexibilización de los mercados laborales.

Las expectativas anunciadas no se han cumplido. Muy al contrario, pese a que esperaban que redujera el déficit, se fomentara la inversión empresarial, mejorara la competitividad y la productividad, entre otros aspectos, sin embargo, los datos disponibles muestran que, a nivel macroeconómico, el déficit está más contenido, pero la deuda ha aumentado exponencialmente y los ajustes fiscales esperados no se han conseguido debido a la intensa caída de los ingresos fiscales ocasionada por la contracción de la economía, la actividad y la demanda.
Desde el punto de vista laboral, hay menos y peores empleos: precariedad, trabajos a tiempo parcial, bajada salarial. Podemos afirmar de forma clara y contundente que los programas de ajuste y la crisis económica han llevado al incremento de los niveles de desempleo y de destrucción de empleo. Y esto es lo que está pasando en Canarias.
También se observa que los grupos más vulnerables del mercado de trabajo son los que más están sufriendo: Los jóvenes, los parados de larga duración, las mujeres, los inmigrantes y las personas con discapacidad.

La pregunta es ¿cómo cambiar estas cifras de desempleo?

Cercas lo deja muy claro. Se hace un llamamiento a la Troika y a los Estados miembros para que pongan fin a los programas lo antes posible y se pide un plan de recuperación social y de empleo que tenga debidamente en cuenta los siguientes aspectos:

a) la necesidad de restaurar el crédito lo antes posible, especialmente para las PYME;
b) la necesidad de crear las condiciones favorables para que las empresas sean capaces de realizar sus actividades de manera sostenible en el largo plazo y de generar empleo;
c) el uso óptimo de los fondos europeos, especialmente del Fondo Social Europeo;
d) el desarrollo de políticas activas de empleo;
e) que se potencien los servicios públicos de empleo y de calidad;
f) el desarrollo de una garantía juvenil suficiente genuinamente europea;
g) la necesidad de asegurar un impacto justo de todas las medidas, distribuido entre todos los grupos sociales;
h) la realización de programas específicos para hogares sin ningún empleo;
i) medidas específicas destinadas a los parados de larga duración, especialmente mujeres y personas de edad avanzada, puesto que tienen más dificultades de reincorporarse al mercado de trabajo.

Nada mejorará si seguimos como hasta ahora. El Gobierno de España vuelve a recortar en los Presupuestos Generales del Estado para 2014. En ellos se prevé una reducción de los fondos del Servicio Público Estatal y de la Dirección General de Trabajo Autónomo y Economía Social para las comunidades autónomas, recortando 106 millones de euros. Ello supone una reducción de los fondos del Estado para Empleo de casi el 8%, (7,94%), en 2014 respecto al año anterior.
Además en Canarias se añade la pérdida del PIEC, 42 millones de euros, que puede verse también perfectamente en los Presupuestos estatales. Por cierto, que los 10 millones del pasado año 2013 aún no nos han sido ingresados: nos los debe el Gobierno de Rajoy, un Gobierno que es muy mal pagador.
Esta es la realidad que refleja Eurostat. Estas son las causas que hay detrás de las cifras del paro. Los recortes y el Gobierno del PP. Por eso hay dos acciones que se deben llevar a cabo.
La primera, está en manos de este Gobierno, y es crear una RED RUP de Empleo para que todas las regiones juntas podamos exigir lo que nos corresponde, una red que y está en marcha y que presentaré en julio. Una red que nos permitirá visualizarnos como RUP en Bruselas.

*Consejera de Empleo, Industria y Comercio del Gobierno de Canarias