por qué no me callo > Carmelo Rivero

Tigra > Carmelo Rivero

Las vergüenzas de la banca erosionan aún más la credibilidad de un sistema que se revela, bajo el fragor de esta requetecrisis, como un queso gruyer, lleno de agujeros.La banca ya se percibe como un claro problema en las encuestas de opinión (el sexto en el último barómetro del CIS)