FÓRMULA 1

Rosberg gana en Brasil el subcampeonato

 Nico Rosberg.  / REUTERS/ Paulo Whitaker
Nico Rosberg. / REUTERS/ Paulo Whitaker

El alemán Nico Rosberg se aseguró el segundo puesto del mundial al ganar la penúltima carrera de la temporada en el circuito de Interlagos tras batir a su compañero Lewis Hamilton. El dominio de Mercedes fue evidente, ya que todos los rivales fueron doblados menos los Ferrari, siendo el decimoprimer doblete para las flechas plateadas, que han arrasado ganando todo lo posible.

Los españoles sufrieron numerosos problemas con sus motores, dado que Carlos Sainz abandonó en la primera vuelta con el propulsor de su Toro Rosso gripado. Por su parte, Fernando Alonso realizó una carrera conservadora tratando de llevar su McLaren Honda hasta la meta, lo cual consiguió aunque en una discreta decimosexta posición remontando únicamente tres posiciones ante el Sauber de Marcus Ericsson y los Manor.

La segunda victoria consecutiva de Rosberg se consolidó desde la salida, cuando supo defender su posición en la S de Senna y administrar la escasa ventaja sobre Hamilton, quien pidió a su equipo que le dejaran cambiar la estrategia de tres paradas en un intento a la desesperada de batir a su compañero. A pesar de que el inglés llegó a recortar gran parte de su desventaja en el segundo stint, al final el gran desgaste de sus neumáticos le relegó a la segunda plaza a casi 8 segundos del teutón.

Sebastian Vettel perdió la lucha por el subcampeonato al solo poder ser tercero en una carrera donde la lluvia no hizo acto de aparición y los Ferrari fueron incapaces de plantar cara a los Mercedes pese a la estrategia de Vettel, que montó neumáticos blandos en el segundo stint al contrario que la mayoría. Su compañero Kimi Raikkonen finalizó cuarto tras realizar solo dos paradas por delante de su compatriota Valtteri Bottas, con quien luchará por la cuarta posición final del campeonato en la última carrera de Abu Dhabi.

Bottas remontó con el Williams superando al Red Bull de Daniil Kvyat, así como a su compañero Felipe Massa, quienes aseguraron la tercera posición en el campeonato de constructores para Williams a pesar de que el brasileño se expone a una sanción por parte de los comisarios dado que sus neumáticos presentaban valores fuera de lo permitidos en parrilla en cuanto a presión y temperatura.

El francés Romain Grosjean rindió homenaje a las víctimas de los atentados de París luciendo un brazalete con la bandera gala y finalizando noveno por delante del Toro Rosso del holandés Max Verstappen, que dio un gran espectáculo con arriesgados adelantamientos en el último stint al montar blandas y batiendo un récord en su escudería al puntuar seis carreras seguidas. El segundo STR10 del madrileño Carlos Sainz tuvo que tomar la salida desde el pitlane al sufrir un problema eléctrico en parrilla para después retirarse sin poder completar la primera vuelta siquiera.

El venezolano Pastor Maldonado quedó fuera de los puntos tras chocar con el Sauber de Marcus Ericsson en la S de Senna y ser amonestado con una sanción de cinco segundos. Daniel Ricciardo montó el nuevo motor Renault en su Red Bull para concluir decimosegundo, por delante de Felipe Nasr y los McLaren de Jenson Button y Fernando Alonso, a quienes la escasa potencia del motor Honda dejó en evidencia en un circuito donde el propulsor es uno de los factores primordiales. Ericsson perdió cinco puestos en la salida tras salirse en la bajada del lago y perdió mucho terreno tras el choque con el Lotus de Maldonado, siendo decimoséptimo por delante de los Manor de Will Stevens y Alexander Rossi, quien será reemplazado por el castellonense Roberto Merhi en la última carrera del mundial dentro de dos semanas en Abu Dhabi.

Foto: REUTERS/Nacho Doce
Foto: REUTERS/Nacho Doce

Se despejan las dudas

Finalmente se clarifica la polémica situación de los motores para el año que viene, pues Red Bull ha conseguido prolongar su acuerdo con Renault una temporada más, pasando a denominar Infiniti los propulsores durante 2016 antes de que la Federación implante los nuevos motores V6 biturbo en 2017, permitiendo la entrada de suministradores independientes.

Pese a todo, la escudería austríaca perderá el patrocinio de Total e Infiniti en 2017, viendo reducido su presupuesto al igual que Toro Rosso el año que viene, pues todo parece indicar que IPIC y CEPSA no renovarán su contrato con la escuadra italiana en diciembre, la cual pasará a equipar las unidades de potencia de Ferrari la campaña venidera, lo cual supone una gran oportunidad para Carlos Sainz, que seguirá junto a Verstappen al volante.