PUERTO DE LA CRUZ

La historia interminable

La nueva estación de guaguas se ubicará junto al antiguo edificio situado en la calle de El Pozo. / M.P.P
La nueva estación de guaguas se ubicará junto al antiguo edificio situado en la calle de El Pozo. / M.P.P

La historia interminable. Así se define la construcción de la nueva estación de guaguas de Puerto de la Cruz, una obra que lleva planificándose más de seis años y que a día de hoy no se ha concretado.

A diferencia de otros proyectos significativos para el municipio, este no revierte ninguna complejidad técnica; cuenta con financiación desde hace tres años, que por razones obvias se ha destinado a otras iniciativas; y tiene el visto bueno de todas las administraciones implicadas. Además, es un reclamo de los turistas y una necesidad imperiosa para los vecinos que utilizan a diario en este medio de transporte.

Sin embargo, esta infraestructura no logra dejar de ser un proyecto para convertirse en realidad. La traba más grande era y sigue siendo burocrática. La cesión de la parcela donde irá ubicada la nueva infraestructura, junto al edificio de la antigua estación de la calle de El Pozo, debía ser cedida por el Ministerio de Fomento y para ello era indispensable que se aprobara el Plan de Modernización, Mejora e Incremento de la Competitividad de Puerto de la Cruz (PMM).

El documento recibió el visto bueno en junio de 2015. Dos meses después entró en el Ayuntamiento la ansiada resolución del Ministerio de Fomento. Acto seguido, el Cabildo de Tenerife anunció que publicaría en septiembre la licitación de las obras. Pero no fue así y un mes después, su presidente, Carlos Alonso, declaraba que los terrenos no estaban a nombre del Cabildo y adelantaba en una entrevista a la Cadena SER que “todavía había suelo que el Consistorio portuense no había obtenido por parte del Gobierno central”.

Desde ese entonces hasta hoy, no se han producido más novedades, al menos de carácter público. Al ser consultado sobre este asunto, Alonso confirma que se trata de dos grupos de parcelas, una parte está traspasada y es propiedad del Cabildo, pero otra todavía pertenece a la Sociedad Estatal. “Hay una deuda de 30.000 euros que no se quiere reconocer y esa es la traba existente en la actualidad”, precisa. Al mismo tiempo, añade que la disponibilidad de suelo es una condición “indispensable” para ejecutar la obra, de la que ya se tiene el presupuesto (en la cuenta 2016 del Cabildo hay una partida de 800.000 euros), y los pliegos aprobados. Lo único que queda pendiente es publicar el anuncio de licitación, un paso que no se ha podido dar hasta el momento.

Pero el alcalde portuense, Lope Afonso, ofrece una explicación diferente. “La parcela está pagada. Hay un problema jurídico con la cesión de la Sepe a la Dirección General de Vivienda del Ministerio de Fomento para que a su vez esta la transfiera al Ayuntamiento, como ocurrió con la otra parcela, ya que no lo puede hacer directamente”.

El mandatario local asegura que el Gobierno municipal ha hecho las gestiones y en estos momentos se espera la confirmación de la dirección general para arrancar este necesario proyecto.

Las fechas clave

-Septiembre de 2008. Se cierra el edificio por deficiencias en su estructura.

-Agosto de 2010. El Pleno aprueba, con el voto en contra del PSOE y la abstención del concejal Jaime Coello, el dictamen de desalojo de los locales comerciales de la estación por imperativo de la Inspección de Trabajo.

-Octubre de 2012. El entonces concejal de Urbanismo Sebastián Ledesma confirma que la obra obliga a desalojar los dos autobares que se encuentran ubicados por encima del recinto.

-Abril de 2013. El día 19 sale a exposición el proyecto de viabilidad y anteproyecto de la futura estación, que se construirá en un terreno de propiedad municipal, adyacente al de la calle de El Pozo.

-Mayo de 2013. El Cabildo contempla que la obra se culmine en la primavera de 2014.

-Julio de 2014. La Corporación insular ultima la adjudicación de las obras por 1,5 millones. El presupuesto inicial era de 800.000 euros.

-Mayo de 2015. Se aprueba el Plan de Modernización, Mejora e Incremento de la Competitividad.

-Agosto de 2015. El día 5 entra en el Ayuntamiento la resolución por la que el Ministerio de Fomento cede formalmente los terrenos al Consistorio portuense.