SUCESOS

Defensa no descarta que los militares hayan sido secuestrados

El ministro de Defensa, Pedro Morenés, no descarta que los tres militares que viajaban a bordo del helicóptero Superpuma que amerizó el pasado jueves en el Atlántico cuando volvía de Senegal a Gran Canaria se encuentren secuestrados y que se haya pedido rescate por ellos.

Así lo adelantó ayer la agencia de noticias canaria ATC Press, que cita como fuente a los propios familiares de los afectados, que dan como probable que la tripulación de una embarcación dedicada a la pesca ilegal que faenaba en aguas de Mauritania rescatase a los militares y ahora exija dinero para entregarlos. Al parecer, Morenés no habría negado tal posibilidad ante los familiares en una reunión celebrada el pasado viernes. Tal hipótesis daría sentido al equívoco surgido el mismo día de la desaparición, cuando Defensa dio por bueno que los militares habían sido rescatados por un pesquero, información que luego no fue corroborada y que las autoridades españolas achacaron a Marruecos. Otro dato que apoya tal tesis es el hecho de que un buque holandés asegura que llegó al helicóptero antes de que se hundiera y que no encontró rastro alguno de su tripulación.

Sea como fuere, Defensa ha desplegado diez buzos, un avión, un helicóptero y dos barcos en la zona del accidente para buscar a los desaparecidos.

España hablará con Marruecos del “error” del informe sobre el helicóptero

El secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Ignacio Ybáñez, ha indicado que España hablará con Marruecos sobre dónde surgió el “error” de la información marroquí que indicaba que los militares del helicóptero español siniestrado en el Atlántico habían sido recogidos por un pesquero.

“En estos casos, en donde hay vidas humanas en peligro, lo importante es reforzar la cooperación”, ha enfatizado Ybáñez en declaraciones a la prensa tras un acto de conmemoración de los 70 años de la ONU.

Ha comentado que, “como es lógico en estos casos, la información va muy rápido”, y el Gobierno español ha agradecido “desde el principio” la labor de “cooperación” con Marruecos.

“Puede haber en un momento dado un problema, como ha sido este caso muy grave, de una información no contrastada, no es evidentemente una cosa preocupante, pero no va a ser óbice para que sigamos con la cooperación”, ha señalado.

Según Ybáñez, hay que ver dónde se ha originado la información, dónde ha surgido el “error”, un asunto que Exteriores hablará con el Gobierno de Marruecos, ha asegurado.

“Tenemos que buscar que, en cada caso, la cooperación sea cada vez mejor -ha insistido-. En los últimos tiempos, con Marruecos, se ha dado un salto muy, muy importante en la cooperación (…) y, en las cosas en que no funcionen, seguir hablando, seguir mejorando la cooperación”, ha subrayado.

Según explicó ayer el ministro de Defensa, Pedro Morenés, su departamento había anunciado el rescate tras recibir un informe de la Gendarmería Marroquí que indicaba que los militares había sido recogidos por un pesquero, que venía clasificado con la máxima fiabilidad y del que se pidió ratificación.

Sin embargo, ningún pesquero llegó con ellos a Dajla, el puerto más cercano, y el Ministerio de Defensa de Marruecos remitió a España una carta de disculpas por “haberse hecho eco” de una información que no había contrastado debidamente y procedía de diversas comunicaciones marítimas.

Los trabajos de rescate del helicóptero se mantienen de noche

Los trabajos de rescate del helicóptero del Ejército del Aire que cayó al Atlántico con tres militares a bordo se mantendrán durante la noche, después de que buzos del Ejército y medios navales y aéreos hayan rastreado la zona toda la jornada, ha informado el Ministerio de Defensa.

El buque “Olympic Zeus”, especializado en trabajos submarinos y contratado actualmente por el Ministerio de Fomento para vigilar los posibles vertidos del pesquero ruso hundido “Oleg Naydanov”, se ha incorporado a las tareas de búsqueda.

Los robots submarinos de este buque permiten que se trabaje durante las 24 horas, mientras que diez buceadores de la Armada exploran de forma permanente durante las horas de luz, se indica en un comunicado.

La búsqueda se realiza en el punto donde fue localizada la baliza de emergencia del helicóptero, hundido el pasado jueves a unos 40 metros de profundidad y a unas 40 millas (74 kilómetros) de la costa del Sahara.

En ese Superpuma del Servicio Búsqueda y Rescate (SAR) del Ejército del Aire volaban el capitán José Morales Rodríguez de Barcelona, casado y con un hijo; el teniente Saúl López Quesada, de Madrid y soltero; y el sargento Jhonander Ojeda Alemán, de Gran Canaria y con pareja, único superviviente del accidente que sufrió un aparato del mismo servicio el año pasado en Canarias.

A lo largo de la jornada de hoy, se ha rastreado la zona donde cayó el helicóptero con numerosos medios tanto aéreos como navales.

Durante todo el día, el ministro de Defensa, Pedro Morenés, ha permanecido en la Base Aérea de Gando (Gran Canaria) siguiendo los trabajos de búsqueda y se ha reunido en dos ocasiones con los familiares de los militares desaparecidos.

El Gobierno español mantiene contacto permanente con las autoridades de Marruecos, que prestan su apoyo con medios aéreos y navales en las labores de rescate, que coordina el buque de la Armada “Camino español”.

Dos patrulleras marroquíes permanecen en las inmediaciones para dar seguridad a las operaciones de salvamento y un avión “Defender” de la fuerza aérea marroquí y un helicóptero Puma colaboran en las labores de búsqueda.

Asimismo, las autoridades marroquíes efectúan labores permanentes de rastreo entre los pesqueros de la zona, intentando verificar la posibilidad de que los tripulantes se encuentren en alguno de ellos.

Esta tarde, personal de la Comisión de Investigación Técnica de Accidentes de Aeronaves Militares (CITAAM) y personal del juzgado togado territorial (JUTOTER) número 52 se ha desplazado a Dajla desde Gando.

Asimismo, un avión de vigilancia marítima C-235 ha estado permanentemente vigilando la zona y un helicóptero Súperpuma colabora en labores de apoyo y rescate.

Otro helicóptero Súperpuma ha llegado hoy a la Base Aérea de Gando procedente de Madrid y mañana se desplazará a la zona del accidente para relevar al que actualmente se encuentra allí.

Igualmente, un avión C295 está en alerta permanente en la Base Aérea de Gando para misiones de enlace y traslado de tripulaciones y hay 6 aviones F18 (C15) dispuestos por si tuviesen que apoyar en labores de búsqueda.

También hay dos buques cazaminas de la Armada en tránsito a la zona del accidente procedentes de la península, mientras que un buque de acción marítima BAM se desplaza a la zona del accidente desde la península.